Expertos recomiendan recurrir a la fecundación in vitro cuando hayan fallado tratamientos más sencillos

   De entre los diversos tratamientos de reproducción asistida, la fecundación in vitro es la más eficaz, ya que aumenta las posibilidades de embarazo en parejas con problemas de fertilidad en un 35 por ciento, pero es recomendable acudir a ella una vez que hayan fallado tratamientos previos más sencillos como la inseminación artificial, con unas tasas de éxito en torno al 15-20 por ciento, según ha afirmado la responsable de la Unidad de Reproducción de Sanitas en Milenium Alcobendas, Ana Gaitero.