Publicado 22/07/2022 11:27

Un estudio muestra que cuánto más avanzado esté el carcinoma hepatocelular más riesgo hay de morir si se tiene Covid-19

Grupo de investigación del Hospital Clínic y CIBEREHD
Grupo de investigación del Hospital Clínic y CIBEREHD - ISCIII

MADRID, 22 Jul. (EUROPA PRESS) -

La tasa de mortalidad en pacientes con carcinoma hepatocelular (CHC) infección por SARS-CoV-2 aumenta según el estadio del cáncer, según ha mostrado un estudio multicéntrico internacional en el que se ha analizado el riesgo de muerte en pacientes con cáncer hepático y COVID-19.

El trabajo lo ha liderado la Unidad de Oncología Hepática (BCLC) del Hospital Clínic-IDIBAPS y el CIBEREHD, junto al Departamento de Gastroenterología y Hepatología de la Fondazione IRCCS CA' Granda Ospedale Maggiore Policlinico en Milán.

En el estudio, que ha incluido la mayor cohorte de pacientes con cáncer de hígado y COVID-19 a nivel mundial, se describe la tasa de mortalidad temprana (30 días posteriores) al diagnóstico de COVID-19 y como, en los estadios más avanzados del CHC, la mortalidad dentro del mes de infección aumenta hasta un 20,7 por ciento.

De hecho, de los 250 pacientes incluidos en el estudio en 38 países, el 40 por ciento (100 personas) murieron y el 48 por ciento de las muertes fueron relacionadas a COVID-19. La mortalidad temprana al diagnóstico de Covid-19 fue del 14,7 por ciento en los pacientes con CHC.

Los resultados del estudio demuestran que la tasa de mortalidad relacionada a Covid-19 aumenta en pacientes con un estadio de CHC más avanzado. Asimismo, para medir el estadio se utilizó el sistema elaborado por el grupo Barcelona Clinic Liver Cancer (BCLC) que consta de 5 estadios que van desde etapas tempranas del cáncer (BCLC-0/A) a más avanzadas (BCLC-D).

De esta forma, los expertos observaron como la tasa de mortalidad temprana aumentó en pacientes con CHC más avanzado, siendo de 6,1 por ciento en pacientes en estadio BCLC-0/A, 11,8 por ciento en BCLC-B, 20,7 por ciento en BCLC-C y 34,5 por ciento en BCLC-D. Esta mortalidad se mantiene incluso al excluir a los pacientes con estadio BCLC-D, que son aquellos pacientes sin opción a tratamiento oncológico y con alta mortalidad temprana relacionada al cáncer.

"Los resultados de este estudio hacen que se considere la clasificación BCLC en el momento de infección por SARS-CoV-2 como un factor predictivo de mortalidad temprana en pacientes con cáncer de hígado", ha explicado la jefa de la Unidad de Oncología Hepática del Clínic-IDIBAPS e investigadora del CIBEREHD, Maria Reig.

Este estudio es la segunda parte del proyecto internacional CERO-19, que evalúa el impacto de la pandemia en el manejo del cáncer de hígado. Entre febrero y diciembre de 2020 se incluyeron 250 pacientes de 38 centros distintos. Estos pacientes eran mayores de 18 años con diagnóstico de carcinoma hepatocelular o colangiocarcinoma intrahepático, dos tipos de cáncer de hígado, y diagnóstico positivo de COVID-19. El seguimiento de los mismos se hizo hasta junio de 2021 o su muerte.

Contador

Más información