Publicado 15/06/2020 12:59CET

Una terapia combinada con 'Sarclisa' (Sanofi) mejora la supervivencia en mieloma múltiple recidivante

MADRID, 15 Jun. (EUROPA PRESS) -

Isatuximab, registrado por Sanofi con el nombre de 'Sarclisa', añadido a carfilzomib y dexametasona ('Sarclisa' en combinación) reduce el riesgo de progresión de la enfermedad o de muerte en un 47 por ciento, en comparación con el estándar de tratamiento de carfilzomib y dexametasona (Kd) en pacientes con mieloma múltiple (MM) recidivante.

Asimismo, la terapia combinada con isatuximab mostró un consistente beneficio en múltiples subgrupos, en comparación con la terapia Kd. Los resultados provisionales se han presentado durante la sesión de 'Últimas novedades' del Congreso Virtual de la Asociación Europea de Hematología (EHA) (EHA25), del 14 de junio de 2020, y constituyen la base para las solicitudes de registro previstas para el segundo semestre de este año.

"En el estudio fase III 'IKEMA', la suma de isatuximab a carfilzomib y desametasona redujo el riesgo de progresión de la enfermedad o de muerte en un 47 por ciento en comparación con el tratamiento con solamente carfilzomib y desametasona", ha dicho el doctor del Departamento de Hematología del Hospital Universitario de Nantes (Francia), Philippe Moreau.

Aunque la mediana de la supervivencia libre de progresión (SSP), definida como el tiempo hasta la progresión de la enfermedad o la muerte, para Kd fue de 19,15 meses, la mediana de la SLP para los pacientes que recibieron el tratamiento de 'Sarclisa' en combinación no se había alcanzado en el momento del análisis provisional programado previamente.

La seguridad y tolerancia de isatuximab observadas en este estudio coincidieron con el perfil de seguridad observado de isatuximab en otros estudios clínicos, sin observarse nuevas alertas de seguridad.

"Este es el segundo estudio en fase III con un tratamiento combinado con 'Sarclisa' que demuestra resultados superiores a la pauta de tratamiento estándar, los cuales se suman al creciente conjunto de pruebas que evidencian que nuestro anticuerpo monoclonal anti-CD38 puede marcar una diferencia significativa para los pacientes. Creemos que isatuximab tiene potencial para convertirse en el anticuerpo anti-CD38 de elección para el tratamiento del mieloma múltiple y esperamos poder ver los resultados de futuros estudios clínicos para comprender el impacto de isatuximab en etapas más tempranas de la enfermedad", ha zanjado el director global de Investigación y Desarrollo de Sanofi, John Reed.

Para leer más