Actualizado 09/04/2013 13:01:31 +00:00 CET

El 78% de los pacientes en tratamiento para adelgazar tiene entre 26 y 55 años

MADRID, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

El 78 por ciento de los pacientes en tratamiento para adelgazar tienen entre 26 y 55 años, en su mayoría son mujeres (83%), y el 90 por ciento decide ponerse a dieta por salud, frente al 10 por ciento restante que lo hace por cuestiones de estética, según se desprenden de análisis llevado a cabo en los últimos 5 años sobre una muestra de 2.788 pacientes tratados por algún exceso de peso,

El análisis, llevado a cabo por la empresa Medicadiet y presentado en el IX Congreso Nacional de la Sociedad Española para el Estudio de la Obesidad, muestra que, al menos, un 76% de los pacientes consultados han probado con anterioridad uno o más métodos adelgazantes; y cabe destacar que un 26 por ciento de los pacientes analizados acudieron a consulta sin exceso de peso pero aportaban en sus cuadros clínicos patologías asociadas a la obesidad, entre las que destacan la diabetes y la hipertensión.

"Lo más relevante y positivo de toda la información obtenida es darnos cuenta de la toma de conciencia real que sobre su propia patología van adquiriendo los pacientes que se someten a un método de adelgazamiento", señala la jefa de la Sección de Endocrinología, Nutrición y Obesidad del Hospital Ramón y Cajal (Madrid), la doctora Clotilde Vázquez.

"Esto sólo es posible lograrlo ofreciendo a las personas que se ponen en tratamiento información detallada y real sobre la naturaleza de su problema ante el exceso de kilos", añade la nutricionista.

Por su parte, la coordinadora del Área de Endocrinología y Nutrición del Hospital La Paz (Madrid), Ana I. de Cos, destaca que el paciente que se ha sometido a muchas dietas a lo largo de su vida llega a tener una gran sensación de fracaso; esta situación crea "resistencias" a volver a someterse a un proceso de adelgazamiento, por eso recomienda "desmitificar" el hecho de que "adelgazar y mantenerse delgado de por vida sea fácil".

En esta línea, la nutricionistas de Medicadiet, María López, destaca que es importante reforzar al paciente ya que muchos llegan con la autoestima deteriorada, "debido a que, o bien no lograron sus objetivos de descenso de peso con anterioridad o bien recuperaron el peso perdido en un corto periodo de tiempo".

"Además es importante destacar que el descenso de peso en aquellas personas que se han sometido antes a una o varias dietas adelgazantes es más lento y conlleva en general más dificultades que aquellas personas que llegan al centro sin haberse sometido a ninguna dieta previa", añade.

Finalmente, destacan que más de la mitad de personas consultadas llegan al centro siguiendo unos patrones de alimentación no adecuados y la gran mayoría de ellos admite que el trabajar en el cambio de hábitos alimenticios es su "talón de Aquiles", señala el nutricionista Álvaro Sánchez.

"Decir que "adelgazar no es fácil" no significa que no se pueda lograr. La cuestión está en la necesidad de modificar los hábitos de la conducta alimenticia de la persona que ha permanecido obesa durante muchos años", concluyen los expertos de Medicadiet.