Actualizado 03/06/2013 20:17 CET

Sanidad financiará 'ChondroCelect' (TiGenix) para tratar las lesiones de cartílago de rodilla

MADRID, 3 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Sistema Nacional de Salud financiará 'ChondroCelect', desarrollado por TiGenix, para tratar las lesiones de cartílago de rodilla; así, España se convierte en el tercer país europeo tras Bélgica y Holanda, cuyo sistema público de salud decide reembolsar este fármaco, el primer producto de terapia celular que ha obtenido la aprobación por parte de la Agencia Europea del Medicamento.

Unos quince hospitales de referencia ofrecerán este tratamiento a lo largo de este 2013 para pacientes de 18 a 50 años con lesiones de cartílago de rodilla, según señala la compañía.

Este tratamiento aporta un beneficio clínico duradero a largo plazo, sobre todo en lesiones de cartílago recientes. Los candidatos son pacientes de 18 a 50 años con una única lesión sintomática del cartílago del cóndilo femoral de la rodilla, con una superficie máxima de 15cm2, severas pero limitadas al cartílago (clasificadas como grado III y IV), con menos de tres años desde el inicio de los síntomas y sin signos de osteoartritis avanzada.

Según el presidente de la Asociación Española de Artroscopia, el doctor Joan Carles Monllau, "12 meses después del tratamiento hay una regeneración de cartílago de buena calidad y una mejora de la funcionalidad. Esto es paso adelante muy significativo y el beneficio clínico se ha demostrado claramente comparado con las técnicas convencionales".

"La ventaja única de este medicamento es que se implantan condrocitos controlados, capaces de generar cartílago de alta calidad, y que la durabilidad de su beneficio se ha demostrado en la clínica. En lesiones más grandes y localizadas en zonas de carga, el hecho de que sea cartílago de calidad o no marca la diferencia", comenta Monllau.

El procedimiento de esta terapia celular consta de dos fases consecutivas con un intervalo de 9 a 13 semanas. En la primera, realizada mediante un procedimiento que no necesita ingreso, se obtiene una biopsia de cartílago sano que se envía a las modernas instalaciones de Producción Celular de TiGenix en Holanda. En el laboratorio, las células del paciente se multiplican hasta obtener el número de condrocitos necesarios para cubrir el tamaño de la lesión. Para permitir que haya flexibilidad, las células se conservan mediante criopreservación.

En la segunda fase se implantan los condrocitos en el lugar donde el paciente tiene la lesión de cartílago tras entre nueve y trece semanas tras la biopsia y mediante una mini artrotomía. Tras la reparación del lecho de la lesión, las células se implantan por debajo de una membrana biológica -preferiblemente de colágeno- que sirve para sellar físicamente la lesión de cartílago. A partir de este momento, la recuperación se completa con un programa de rehabilitación adaptado a las características de la lesión y a las necesidades de cada paciente.