Actualizado 13/05/2010 16:03 CET

Recorte.- El nuevo presidente de Lilly España dice que las medidas de Zapatero podrían generar paro y cierre de plantas

MADRID, 13 May. (EUROPA PRESS) -

El nuevo presidente y director general de Lilly España, Eric Patrouillard, ha advertido este jueves de que las medidas para controlar el gasto sanitario anunciadas por José Luis Rodríguez Zapatero podrían hacer de España un país "menos atractivo" para los inversores, destruirá empleo y podrían provocar "que alguna planta (farmacéutica) termine cerrando".

Durante un desayuno de prensa, Patrouillard, que anunció su intención de "continuar" en la línea del anterior presidente aunque deberá enfrentarse a nuevos retos, ha señalado que Farmaindustria "no está contenta" con las iniciativas de Zapatero, con el que intentarán "discutirlas", y que han alertado "de la pérdida de miles de puestos de trabajo".

Ha dicho que entiende que España está "en una situación difícil", pero considera que los recortes "no pueden recaer siempre sobre el mismo sector", al que ya le resultó "bastante difícil digerir las primeras medidas" del Ejecutivo para recortar el gasto farmacéutico.

El presidente de Lilly España ha "suplicado" al Gobierno "que ayude a la industria farmacéutica a ayudar a crear empleo" y que preste apoyo a las empresas del sector que invierten en I+D, si es firme su apuesta por la innovación y la sociedad del conocimiento.

"El mensaje que queremos transmitir es que nosotros, como industria y como Lilly, somos parte de la solución, no del problema", porque "creamos empleo cualificado, que permite a la economía crecer mucho más" y "creamos inversión, Lilly invertirá este año en España 46 millones de euros en I+D, más que cualquier inversión de cualquier sector en I+D en España".

Asimismo, ha recordado que Lilly España exporta unos 2.300 millones de euros, más de cinco veces lo que vende en este país, y crea seguridad entre inversores, como Japón.

En este sentido advierte de que, con las medidas de Zapatero, "podemos pensar que mañana será más difícil atraer inversión a España", que compite para conseguir inversores con países como Argentina, Holanda o Rusia y que irá al país que les inspire más confianza.

Juzga que, en España, "se hacen las cosas muy bien en salud" gastándose sólo un 6 por ciento, "menos que muchos países del entorno europeo" y ha reconocido que, por ello, Lilly está "satisfecha" con el entorno, donde "se están manejando muy bien". No obstante, no descarta que las medidas de Zapatero puedan poner en riesgo su sede en Alcobendas.