Publicado 02/09/2021 17:13CET

Las pruebas Covid-19 han impulsado los ingresos del sector de análisis clínicos

Archivo - Aunando ventajas de la PCR y de los test rápidos, RAP-ID19 pretende aumentar la fiabilidad de los diagnósticos de COVID-19. /
Archivo - Aunando ventajas de la PCR y de los test rápidos, RAP-ID19 pretende aumentar la fiabilidad de los diagnósticos de COVID-19. / - FERNANDO ZHIMINAICELA/UCC-UCM - Archivo

MADRID, 2 Sep. (EUROPA PRESS) -

Según el Observatorio Sectorial DBK de Informa, a pesar de la negativa evolución de las ventas en los meses de confinamiento, la proliferación de pruebas de diagnóstico del coronavirus a partir de la segunda mitad de 2020 impulsó en un 25 por ciento los ingresos del sector, pese a la eliminación o el aplazamiento de analíticas programadas.

Así, el conjunto del valor del mercado de análisis clínicos alcanzó los 3.640 millones de euros. La tendencia a externalizar el servicio explica que la penetración de los laboratorios privados se haya venido incrementado en los últimos años frente a los laboratorios internos, es decir, aquellos centros médicos que no tienen externalizado el servicio.

Se observa, asimismo, una tendencia a la baja del número de laboratorios con actividad en España, como consecuencia del cierre de pequeños operadores y los procesos de absorción de empresas llevados a cabo por algunos de los principales grupos. Cataluña, Andalucía, Comunidad Valenciana y Madrid concentran de forma conjunta alrededor del 65 por ciento del total de laboratorios.

A pesar de la tendencia mencionada de aumento de la concentración empresarial, el sector sigue mostrando una alta atomización. Así, las dos primeras empresas/grupos del sector reunieron en 2019 el 6,9 por ciento del valor del mercado total, mientras que la cuota de los cinco primeros operadores se situó en el 13,2 por ciento.

En el capital de las empresas del sector predomina el accionariado español, si bien destaca la presencia de capital extranjero entre algunos de los grupos líderes. En 2021 se espera nuevo crecimiento de las ventas, en un marco de normalización de la actividad clínica habitual, a lo que se une el mantenimiento de la demanda de test de diagnóstico de la Covid-19. No obstante, el crecimiento de los ingresos será sensiblemente menor que el registrado en 2020. A partir de 2022, los ingresos volverán a aproximarse a los niveles prepandemia.

Contador