Identificación de nuevas vulnerabilidades para afrontar la resistencia a trastuzumab

La campaña 'No es Sano' manda una carta a partidos políticos para que se comprometan a reformar la política farmacéutica
FLICKR/E-MAGINE ART - Archivo
Publicado 11/04/2019 13:01:10CET

   MADRID, 11 Abr. (EUROPA PRESS) -

   Investigadores españoles del Centro de Investigación Biomédica en Red de Cáncer (CIBERONC) han encontrado una nueva vulnerabilidad en células tumorales de cáncer de mama HER2+ que ofrece una oportunidad terapéutica para luchar contra las resistencias a trastuzumab.

   En los últimos años, y gracias al desarrollo de nuevas terapias dirigidas, el pronóstico y esperanza de vida de las pacientes con cáncer de mama del subtipo HER2 positivo ha mejorado de manera notable. No obstante, en estadios avanzados, es frecuente encontrar pacientes en los que los tumores progresan debido a resistencia a los tratamientos disponibles.

   El trastuzumab es un anticuerpo frente a HER2 que se utiliza para tratar a pacientes con tumores HER2 positivos. Tras generar modelos experimentales de resistencia a trastuzumab, se encontró que estas células resistentes tenían una desregulación de las vías de muerte y más concretamente la muerte celular inducida por el factor TRAIL.

   Esta desregulación se debe a un aumento de los receptores celulares para este factor, al mismo tiempo que hay una menor cantidad de otras proteínas inhibidoras del sistema. Como ocurre con FLIP. Esta combinación hace que la formación del complejo funcional activo (Death Inducing Signaling Complex, DISC) sea más eficiente, propiciando la mayor sensibilidad a TRAIL de las células resistentes a trastuzumab. Además, mediante experimentos de ganancia o pérdida de función se confirmó la importancia de las distintas proteínas implicadas en la activación de esta vía.

   Finalmente, el análisis de muestras de pacientes con cáncer de mama HER2 positivo validó la desregulación de esta vía de señalización en los pacientes que eran resistentes a trastuzumab. La importancia de este estudio, dirigido por Atanasio Pandiella, del Centro de Investigación del Cáncer de Salamanca, y Joaquín Arribas, del Instituto de Oncología del Vall de Hebrón de Barcelona, es que se ha identificado una vulnerabilidad presente en células resistentes a tratamientos anti-HER2, que podría ser explotada terapéuticamente.

Para leer más