España, sexto país en retorno en la Iniciativa Europea de Medicamentos Innovadores, que ha invertido ya 5.300 millones

Jornada de X Aniversario de IMI
FARMAINDUSTRIA
Publicado 07/11/2018 12:41:39CET

MADRID, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

España se sitúa como el sexto país de la Unión Europea con mayores retornos derivados de la Iniciativa Europea de Medicamentos Innovadores (IMI), que en sus diez años de existencia ha hecho posibles inversiones por más de 5.300 millones de euros e impulsado 107 proyectos público-privados para el fomento de la I+D de fármacos innovadores en Europa.

Para conmemorar el décimo aniversario de IMI, financiada al 50 por ciento entre la Comisión Europea y la Federación Europea de la Industria Farmacéutica (Efpia), la patronal de la industria farmacéutica española, Farmaindustria, el Centro para el Desarrollo Tecnológico e Industrial (CDTI), el Instituto de Salud Carlos III y Asebio han organizado una jornada en la que se han abordado los nuevos desafíos que plantea la investigación y desarrollo de nuevos medicamentos.

Según ha expuesto la representante española de IMI, Marta Gómez Quintanilla, España ha contabilizado un 5,9 por ciento del total en la Unión Europea, con subvenciones por valor de 88 millones de euros. De esta forma, se sitúa solo por detrás de Reino Unido (28,6%), Francia (14,7%), Holanda (13,8%), Alemania (12,7%) y Suecia (5,9%). Por comunidades autónomas, el 48 por ciento de la financiación en España se recoge en Cataluña, el 20 por ciento en Madrid, el 18 por ciento en Andalucía y el 10 por ciento en Castilla y León.

Además, las entidades españolas están presentes en 58 de las 112 actividades financiadas por IMI (52% del total), siendo responsables de la coordinación de seis de ellas (5,4%). En lo que se refiere en concreto a la segunda convocatoria de la Iniciativa (IMI-2), que se desarrolla en el periodo 2014-2020, la participación española ha aumentado hasta el 8 por ciento, manteniendo la sexta posición con una subvención de 47 millones de euros. En total, han participado 69 entidades españolas, de las que 55 son centros públicos y 14 empresas privadas.

"EUROPA PUEDE COMPETIR EN INNOVACIÓN"

"Se trata de un proyecto único, muy difícil de replicar. Europa puede competir con el resto del mundo en innovación y, además, hacerlo realmente bien. Los éxitos hasta ahora de IMI han sido extraordinarios, pero tenemos retos, como atraer a actores externos de otros sectores", ha resaltado durante su intervención el director ejecutivo de IMI, Pierre Meulien.

En la misma línea, el subdirector general de Farmaindustria, Javier Urzay, ha destacado que la "inmensa mayoría" de los proyectos de I+D biomédica necesita de "la colaboración de profesionales sanitarios, hospitales y centros de investigación públicos y privados, reguladores, organizaciones de pacientes y compañías farmacéuticas y biotecnológicas".

"Se trata de una nueva forma de trabajo que comenzó tímidamente hace diez años y que hoy ya no tiene vuelta atrás. Su modelo es incuestionable. Defendemos la continuidad de IMI para seguir innovando, sin dejar de lado que los pacientes son el centro de nuestro trabajo", ha añadido.

"Estos datos nunca hubieran sido posibles si los diferentes agentes involucrados (centros de investigación, hospitales, autoridades sanitarias y del área de I+D, profesionales sanitarios, investigadores, pacientes e industria farmacéutica) no hubieran trabajado de forma coordinada en busca de un objetivo común: el desarrollo de nuevos y más eficaces medicamentos", ha concluido.

Por su parte, el director de Programas Europeos del CDTI, Juan Antonio Tebar, ha reconocido que, pese a que el inicio de España en IMI "no fue el mejor", se ha conseguido "aprender cómo mejorar, con habilidades nuevas". "Hemos evolucionado en estos diez años. La participación española ha sido un éxito, hacemos una muy buena evaluación, pero hay espacio para crecer", ha zanjado.

La misma opinión comparte el presidente de ASEBIO, Jordi Martí, quien ha asegurado que la financiación con fondos europeos de proyectos españoles "ha sido fundamental" para el avance del sector biofarmacéutico en los últimos diez años. "Necesitamos en Europa iniciativas como IMI para tener un puesto destacado en el mapa de la innovación farmacéutica global", ha valorado.

PROYECTOS CON PARTICIPACIÓN ESPAÑOLA

Durante estos diez años, España ha participado y sigue colaborando en proyectos como 'IMI Eupati', que busca potenciar la participación de los pacientes en el proceso de I+D de medicamentos; 'IMI Do-It', cuyo objetivo es el aprovechamiento para investigación de la gran cantidad de información clínica disponible en el sistema sanitario utilizando herramientas de 'Big Data'; o Harmony, que tiene como fin encontrar tratamientos más eficaces para los tumores hematológicos reutilizando para ello datos de pacientes con técnicas de 'Big Data'.

Este último proyecto, además, es uno de los que han sido coordinados por investigadores españoles. Se trata de los hematólogos Jesús María Hernández Rivas, del Servicio de Hematología del Hospital Universitario de Salamanca, y Guillermo Sanz Santillana, del Hospital Universitario La Fe, de Valencia. Gracias a este proyecto ya se han empezado a recolectar datos clínicos, biológicos y genómicos de más de 100.000 pacientes con neoplasias hematológicas procedentes de once países europeos.

Otros proyectos relacionados con el 'Big Data' que cuentan con participación española en el seno de IMI son la plataforma 'EMIF', para la utilización de datos clínicos en la investigación biomédica; 'Open PHACTS', que persigue generar nuevo conocimiento en I+D farmacéutico haciendo legibles, para aplicaciones informáticas, los datos clínicos; y 'eTOX', proyecto que tiene como objetivo predecir la toxicidad de medicamentos en fases tempranas de I+D mediante el análisis integrado de casuística acumulada en la industria farmacéutica.

Precisamente este último proyecto, 'eTOX', coordinado por el profesor Ferran Sanz en la primera convocatoria de IMI y desarrollado entre 2010 y 2016 con un presupuesto de 18,5 millones de euros y la participación de 30 entidades, entre ellas 13 compañías farmacéuticas. El proyecto ha logrado tener continuidad a través de otros programas enmarcados en la segunda convocatoria de IMI.

Además de la creciente participación de las instituciones, centros y compañías farmacéuticas españolas, también ha aumentado la presencia de personalidades relevantes en el Comité Científico de IMI, como fue el caso de Ferran Sanz, Cristina Avendaño, María Blasco y María Dolores Navarro y, ya más recientemente, de Alfonso Valencia y Eduard Montanya.

Contador