El anticoagulante 'Pradaxa' (Boehringer) permite una interrupción del tratamiento más corta que la warfarina

Actualizado 25/06/2012 17:10:44 CET

MADRID, 25 Jun. (EUROPA PRESS) -

El uso de dabigatrán etexilato que Boehringer Ingelheim comercializa bajo el nombre de 'Pradaxa' permite una interrupción de la anticoagulación oral notablemente más corta en comparación con la warfarina en el caso de pacientes con fibrilación auricular que precisan de una intervención quirúrgica.

De esta manera, este fármaco ofrece a los pacientes una intervención con mayor rapidez y reduce el tiempo en el que están expuestos a un mayor riesgo de padecer un ictus, según los resultados del estudio 'RE-LY' publicados en 'Circulation'.

Así, la investigación destaca que un número significativamente mayor de pacientes tratados con 'Pradaxa' pudieron ser intervenidos quirúrgicamente dentro de las 48 horas tras haber interrumpido el tratamiento en comparación con los pacientes que recibían warfarina (46 por ciento para dabigatrán de 150 miligramos, dos veces al día, frente al 11 por ciento para la warfarina).

Asimismo, los autores observaron que la interrupción de 'Pradaxa' dentro de las 48 horas de la intervención quirúrgica se asoció a un menor riesgo de hemorragias perioperatorias en comparación con un periodo similar de interrupción del tratamiento con warfarina.

Por otro lado, se observaron tasas similares de hemorragias y episodios trombóticos en pacientes tratados con 'Pradaxa' y con warfarina que fueron sometidos a una intervención quirúrgica o a procedimientos invasivos, incluidos aquellos que requerían cirugía mayor urgente.

"Este análisis aporta la tranquilidad de que dabigatrán es tan seguro como la warfarina en cuanto a las hemorragias y episodios trombóticos en el periodo perioperatorio en pacientes sometidos a una intervención quirúrgica o procedimientos invasivos, independientemente de si las intervenciones son menores o mayores", ha explicado el doctor Jeff Healey, de la Universidad McMaster en Hamilton (Canadá).

En general, los motivos más frecuentes por los que precisaron un procedimiento quirúrgico fueron: inserción de un marcapasos o de un desfibrilador (10,3%), intervenciones odontológicas (10%) y procedimientos diagnósticos (10%).