Publicado 13/04/2020 7:23:35 +02:00CET

Descubren que un fármaco para el cáncer es prometedor para revertir el daño renal causado por el lupus

Mujer con lupus
Mujer con lupus - FLICKR/LÊ VAN TH?O - Archivo

MADRID, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

Un medicamento utilizado como la terapia contra el cáncer ha demostrado ser prometedor para revertir el daño renal causado por el lupus eritematoso sistémico (LES), según una investigación de la Universidad de Yale, publicada en la revista 'Science Translational Medicine'.

"El daño renal afecta a aproximadamente la mitad de los pacientes con lupus, lo que a veces provoca insuficiencia renal con la necesidad de someterse a diálisis o un trasplante --señala Joe Craft, profesor de Reumatología e Inmunobiología--. Encontrar qué causa ese daño es extremadamente importante".

El lupus es una enfermedad autoinmune en la cual las células inmunes atacan los tejidos del cuerpo del huésped, y los riñones son particularmente susceptibles en una afección llamada nefritis lúpica en la que las propias células T del paciente se infiltran en el tejido renal y desencadenan una disminución en el oxígeno, lo que provoca daños en los tejidos y una enfermedad renal potencialmente terminal.

Craft y autor principal, Ping-Min Chen, exestudiante de posgrado en Yale y ahora investigador postdoctoral en la Facultad de Medicina de Harvard, investigaron los efectos que estas células T invasivas tuvieron en la nefritis lúpica.

Descubrieron que las células T implicadas en el lupus expresan un factor llamado factor inducible por hipoxia-1 (HIF-1), que está regulado por los niveles de oxígeno en el riñón. Cuando se activa, HIF-1 ordena a las células T que ataquen los tejidos, reduciendo aún más los niveles de oxígeno en los tejidos y causando más daño renal.

Los investigadores teorizaron que bloquear HIF-1 podría ayudar a prevenir el agotamiento de oxígeno y el daño del tejido renal.

Utilizaron un medicamento para inhibir el HIF-1, que se ha utilizado en ensayos clínicos como tratamiento para el cáncer en humanos, para tratar ratones con modelos de lupus. Encontraron que el fármaco ralentizó la infiltración de células T en el tejido renal y revirtió el daño. También descubrieron que el mismo daño regulado por HIF-1 está presente en las muestras de biopsia de pacientes con LES con nefritis lúpica.

"Los hallazgos sugieren que esta terapia podría ser beneficiosa en la nefritis lúpica --asegura Craft--. Dado que este medicamento y otros que bloquean la función HIF-1 se han utilizado en humanos con cáncer, podrían usarse para el tratamiento de pacientes con lupus".

Para leer más