Publicado 15/03/2021 16:51CET

Cofares y la Comunidad de Madrid ponen en común su estrategia para afrontar los próximos retos de salud pública

El presidente de Cofares, Eduardo Pastor, y la directora de Inspección y Ordenación sanitaria de la Comunidad de Madrid, Elena Mantilla
El presidente de Cofares, Eduardo Pastor, y la directora de Inspección y Ordenación sanitaria de la Comunidad de Madrid, Elena Mantilla - COFARES

MADRID, 15 Mar. (EUROPA PRESS) -

La directora de Inspección y Ordenación sanitaria de la Comunidad de Madrid, Elena Mantilla, ha mantenido un encuentro informativo con el presidente de Cofares, Eduardo Pastor, donde han puesto en común los principales retos de salud pública, siendo uno de ellos "la desburocratización permanente" en el visado de recetas entre pacientes crónicos para que estos eviten desplazarse al centro de salud y puedan recoger su medicación directamente en la farmacia.

Así, Mantilla ha especificado que la mejora en el acceso automático a los medicamentos se extenderá a la inmensa mayoría de perfiles crónicos, salvo aquellos que precisen un seguimiento específico por motivos sanitarios. En concreto, en 2020 se visaron electrónicamente más de medio millón de recetas y la propuesta ahora es que esta medida, pensada en contexto de pandemia, se quede en el sistema. "Esto permitirá que haya una inmediatez de la disponibilidad del fármaco al salir de la consulta, sobre todo si es prescripción urgente", señala Mantilla.

Pastor se ha interesado por el conjunto de la agenda ante los retos de salud pública que tiene sobre la mesa Madrid, destacando que "esta comunidad ha sido pionera en la implantación de herramientas y alternativas para allanar el acceso a los recursos sanitarios por parte de los ciudadanos". Una labor, según Pastor, que en el caso de Cofares se ha manifestado a través de la colaboración en el reparto desinteresado de mascarillas adquiridas previamente por esta Comunidad, como parte de su plan ante la emergencia sanitaria.

Además, Pastor ha trasladado a Mantilla el agradecimiento de la profesión por "la perseverancia demostrada" desde su dirección "para impulsar la realización de test Covid-19 en las oficinas de farmacias, primero a través de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) y luego trabajando codo con codo con el Colegio Oficial de Farmaceuticos de Madrid (COFM) para su despliegue".

Por otro lado, la vulnerabilidad de la población a raíz de la pandemia, sobre todo entre mayores y personas dependientes, ha sido otro de los asuntos tratados. En este sentido, se han comprometido a "seguir aunando esfuerzos para que ningún madrileño que lo necesite esté privado de acceder a sus fármacos, independientemente de dónde resida".

Los desabastecimientos en el seno de la Unión Europea (UE) y el control de la distribución de fármacos de alta demanda propician que las dos instituciones se emplacen a trabajar en un plan estratégico del medicamento, frente a futuras crisis sanitarias.

Finalmente, Pastor y Mantilla han puesto en común el Decreto de Seguridad del Paciente y la futura Ley de Farmacia en Madrid. "Espero que sea una norma pionera, y que consolide a la farmacia como el primer centro de atención primaria que es ante los pacientes", señala Pastor.