El cenobamato podría reducir la frecuencia de las crisis parciales de epilepsia en adultos medicados

Publicado 18/11/2019 12:12:46CET
Los pacientes con epilepsia tenían un exceso de variaciones genéticas en genes asociados con esta enfermedad
Los pacientes con epilepsia tenían un exceso de variaciones genéticas en genes asociados con esta enfermedad - FLICKR - Archivo

   MADRID, 18 Nov. (EUROPA PRESS) -

   Un tratamiento con cenobamato, que reduce las descargas neuronales a través de la inhibición de los canales de sodio dependientes de voltaje, aumenta de forma significativa el control de las crisis en pacientes adultos con episodios de epilepsia de inicio parcial no controlada medicados, según un estudio llevado a cabo por Arvelle Therapeutics GmbH.

   En el ensayo, de carácter multicéntrico y aleatorizado, controlado con placebo y realizado mediante el método doble-ciego, se demostró que las dosis de 100, 200 y 400 miligramos de cenobamato al día aumentaban de forma significativa el control de las crisis epilépticas en pacientes que ingieren entre 1 y 3 fármacos antiepilépticos para combatir las crisis de inicio parcial, lo que contrasta con los resultados obtenidos de aquellos pacientes a los que se administró un placebo.

   Con independencia del volumen de la dosis, el cenobamato presentó tasas de respuesta más altas (porcentaje de pacientes en los que se logró una reducción de las crisis igual o superior al 50%) durante la fase de mantenimiento de 12 semanas, en comparación con el placebo. En los grupos a los que se administraron dosis de 100 miligramos, 200 miligramos y 400 miligramos, los índices de respuesta fueron del 40, 56 y 64 por ciento, respectivamente, mientras que en aquellos a los que se proporcionó un placebo solo se alcanzó el 25 por ciento.

   Cabe señalar que, de entre los pacientes que recibieron dosis de cenobamato de 100, 200 y 400 miligramos, un 4 por ciento, un 11 por ciento y un 21 por ciento, respectivamente, no experimentaron ninguna crisis de inicio parcial (libres de crisis en un 100%), mientras que el porcentaje de los pacientes a los que se trató con un placebo durante la fase de mantenimiento no superó el 1 por ciento.

   En general, los efectos adversos relacionados con el tratamiento presentaron gravedad leve o moderada, y fueron similares a los que se observaron con otros fármacos antiepilépticos. Se constató que los efectos de los fármacos más habituales comprendían somnolencia, mareos, cefaleas, fatiga y diplopia, y que su aparición aumentaba en paralelo a la dosis. Se produjo un solo caso grave de reacción al fármaco con eosinofilia y síntomas sistémicos en el grupo al que se administró la dosis de 200 miligramos de cenobamato.

   "Tanto los resultados del estudio, como nuestra experiencia durante los ensayos clínicos, invitan a pensar que el cenobamato puede desempeñar un papel fundamental en la eliminación del lastre que representan las crisis epilépticas para un elevado número de pacientes que se ven afectados por ellas, a pesar de recurrir a los tratamientos disponibles", afirma el director del departamento de epilepsia general en el centro de epilepsia Bethel en Alemania, Christian Brandt. Asimismo, añade que los resultados son muy alentadores para la mayoría de pacientes que padecen epilepsia focal no controlada.

Contador

Para leer más