Las farmacias creen que los pacientes comprarán los fármacos sin receta cuando sea más barato

Actualizado 27/07/2012 18:49:12 CET
EUROPA PRESS

BARCELONA, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Consejo de Colegios de Farmacéuticos de Cataluña y del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Barcelona (COFB), Jordi de Dalmases, ha vaticinado este viernes que los pacientes que se encuentren con la situación de que un fármaco les sale más caro con receta que sin ella, lo comprarán sin receta, como sucede con algunos medicamentos como el paracetamol y el ibuprofeno.

En declaraciones a Europa Press, De Dalmases ha considerado que "usuarios y farmacéuticos relativizarán rápido si con la receta sale más cara" una medicina, como les sucederá, al menos hasta final de año, a 1,8 millones de catalanes, que integran un grupo de población activa que cobra entre 18.000 y 100.000 euros anuales.

"En este caso, debemos ser prácticos, y la gente las cosas las sabe rápido, por lo que pagará el medicamento sin utilizar la receta del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut) porque la receta como documento ya la tendremos en la farmacia", ha señalado el representante farmacéutico.

En el caso de un antibiótico, en el que es necesaria prescripción médica, el farmacéutico tendrá igualmente la receta del facultativo, con lo que previsiblemente podrá dispensar igualmente el medicamento, siendo la única diferencia que no cargará la factura al CatSalut.

Como avanzó Europa Press este jueves, un total de 294 fármacos salen más caros con receta que sin ella para el 33% de la población activa catalana, según ha admitido la Conselleria de Salud de la Generalitat, que minimiza la afectación a 251 fármacos por ser los mayoritariamente prescritos entre enero y mayo de este año a este grupo de población afectada.

La excepcionalidad de los fármacos más caros se da en las medicinas que cuestan entre 1,68 y 1,99 euros para todas las rentas superiores a los 18.000 euros anuales --que con el nuevo copago pasarán a costear el 50% de las recetas--, ya que el llamado 'tique moderador' que grava la dispensación de recetas no se aplica para los fármacos de menos de 1,67 euros.

La Generalitat analizará y se plantea resolver a final de año esta situación, en la que a lo sumo los usuarios pagan 20 céntimos de euro más por medicina, en el marco del balance de los primeros seis meses de la instauración del euro por receta en Catalunya.

De hecho, el departamento ha minimizado esta casuística, alegando que en una situación extrema una persona afectada a la que fueran recetados 36 fármacos de este rango de precio hasta final de año --tope máximo de cobro de la tasa por receta para 2012 -- pasaría a pagar 1,02 euros de más mensuales hasta final de año.