Publicado 03/03/2020 15:15:56 +01:00CET

Asepal advierte de que si se está sano el uso de mascarilla no es necesario

Mascarilla a la venta en una farmacia en Madrid (España) a 2 de marzo de 2020.
Mascarilla a la venta en una farmacia en Madrid (España) a 2 de marzo de 2020. - Jesús Hellín - Europa Press

MADRID, 3 Mar. (EURORA PRESS) -

La Asociación de Empresas de Equipos de Protección Individual (ASEPAL) ha recordado que las mascarillas quirúrgicas son dispositivos médicos que se utilizan en pacientes infectados, o sospechosos de estar infectados, por tanto si se está sano, el uso de una mascarilla quirúrgica solo será necesario si debe cuidar a alguien sospechoso de estar infectado con el nuevo coronavirus Covid-19.

"Si no se da esta circunstancia, usted no necesita en absoluto ni adquirir, ni utilizar este dispositivo médico", advierten en un comunicado donde recuerdan que, por otro lado, las mascarillas autofiltrantes contra partículas (FF P2 o FF P3) solo están indicadas por las autoridades sanitarias de todo el mundo única y exclusivamente para el personal que tome las muestras clínicas, atienda a casos en investigación, probables o confirmados o las personas que entren en la habitación de aislamiento.

"Una vez más, si usted no se encuentra dentro de estos grupos, muy probablemente no necesitará ni adquirir ni utilizar este equipo de protección individual (EPI) como medio de protección contra el nuevo coronavirus SARS-CoV-2", añade.

El organismo señala que se ha asistido a un incremento excesivamente elevado a escala global en la demanda y uso de mascarillas quirúrgicas y mascarillas autofiltrantes contra partículas por parte de la población en general, como medida de protección contra el coronavirus.

"El uso generalizado por parte de la población de este tipo de dispositivos médicos puede suponer dificultades en el acceso de este tipo de equipos para las personas que realmente los necesitan", por tanto recomienda que se sigan en todo momento las recomendaciones de protección contra el contagio.

"Las autoridades sanitarias están emitiendo para la población general entre las que se encuentran actos tan sencillos como eficaces, por ejemplo, el lavado frecuente de manos, el mantenimiento de la distancia de 1 metro con personas que estén tosiendo o estornudando, evitar tocarse los ojos, nariz o boca, o cubrirnos la nariz y la boca al estornudar o toser", concluye.

Contador