Los analgésicos podrían mejorar la supervivencia en cáncer de cabeza y cuello

Publicado 25/01/2019 16:29:28CET
GETTY - Archivo

MADRID, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

El uso regular de un analgésico, como la 'Aspirina' o el ibuprofeno, mejora significativamente la supervivencia de un tercio o más de los pacientes con cáncer de cabeza y cuello, según ha concluido un nuevo estudio dirigido por la Universidad de California en San Francisco (Estados Unidos).

Dentro de esta investigación, los fármacos antiinflamatorios no esteroideos (AINE) mejoraron la tasa de supervivencia general de cinco años del 25 al 78 por ciento para los pacientes cuyo cáncer contenía un gen alterado específico, conocido como PIK3CA. La supervivencia de los pacientes cuyo gen no estaba alterado en su tumor no se vio afectada por el uso de AINE.

Este es el primer estudio que muestra una fuerte ventaja clínica del uso regular de AINE en pacientes con cáncer de cabeza y cuello con mutaciones en el gen PIK3CA, y puede indicar una razón clara y biológica para implementar la terapia con AINE en ciertos casos de la enfermedad, señalan los autores en un artículo en la revista 'Journal of Experimental Medicine'.

"Nuestros resultados sugieren que el uso de analgésicos comunes podría mejorar significativamente los resultados no solo para los pacientes con cáncer de cabeza y cuello, sino también para los pacientes con otros cánceres que contienen la mutación PIK3CA. La magnitud de las ventajas parece fuerte y podría tener un impacto positivo en la salud", explica la autora principal del estudio, Jennifer R. Grandis.

Dentro del carcinoma de células escamosas de cabeza y cuello, PIK3CA es el oncogén que suele estar alterado, con el 34 por ciento de todos los tumores portadores de mutaciones que activan el gen PIK3CA. En el cáncer de cabeza y cuello asociado con el virus del papiloma humano (VPH), PIK3CA está mutado en más de la mitad de los tumores.

El carcinoma de células escamosas de cabeza y cuello es una neoplasia maligna compleja que conlleva un mal pronóstico: la tasa de supervivencia a cinco años es aproximadamente del 45 por ciento. Si bien la enfermedad se puede desarrollar en jóvenes, la mayoría de los pacientes tienen más de 50 años cuando se les diagnostica. Los principales factores de riesgo incluyen fumar, el consumo de alcohol y la infección por VPH.

En esta nueva investigación, los autores del estudio investigaron 266 pacientes del Centro Médico de la Universidad de Pittsburgh cuyos tumores fueron extirpados quirúrgicamente. La mayoría (84%) fumaba y el 67 por ciento recibió quimioterapia y/o radioterapia después de la cirugía. La mediana de supervivencia global fue de 66 meses. En total, 75 tumores (28 por ciento) en el estudio tuvieron una alteración activadora del gen PIK3CA.

Los investigadores descubrieron que el uso regular de este tipo de analgésicos durante al menos seis meses proporcionaba una supervivencia "notablemente prolongada", en comparación con el no uso para pacientes cuyo gen PIK3CA estaba mutado o amplificado; en estos pacientes, los AINE aumentaron la supervivencia general a cinco años de 25 a 78 por ciento. Sin embargo, los pacientes sin alteraciones en su gen PIK3CA no estaban mejor al tomar los analgésicos.

A través del análisis tanto de la línea celular como de los estudios con ratones, los investigadores especulan que los AINE probablemente bloquean el crecimiento del tumor al reducir la producción de una molécula inflamatoria llamada prostaglandina E2. Ahora, creen que sus resultados deben corroborarse en un ensayo prospectivo.

Para leer más