Publicado 10/05/2021 16:49CET

El 70% de los medicamentos declarados esenciales por la AEMPS para el Covid tienen una alternativa genérica

Archivo - Imagen de recurso del coronavirus.
Archivo - Imagen de recurso del coronavirus. - NARVIKK - Archivo

MADRID, 10 May. (EUROPA PRESS) -

De los fármacos declarados esenciales por la AEMPS para el tratamiento del Covid-19, el 70 por ciento tienen una alternativa genérica (medicamentos de UCI, tratamientos agudos y crónicos), según ha señalado la coordinadora de Regulatory Affairs de AESEG, María Álvarez Fernández, en la mesa de debate 'Fabricación en España de medicamentos esenciales para asegurar el abastecimiento en caso de emergencia sanitaria', que ha tenido lugar en el marco del 40 Symposium de la Asociación Española de Farmacéuticos de la Industria (AEFI).

Esto, prosigue, unido al hecho de que prácticamente todos ellos tienen más de una presentación en el mercado, hizo posible el abastecimiento durante los meses más complicados de la pandemia, siendo los medicamentos genéricos una red de seguridad para el Sistema Nacional de Salud.

"Hemos aprendido la importancia de la fabricación nacional, ya que gracias a que en España contamos con 13 plantas de fabricación de medicamentos genéricos, que han estado trabajando a pleno rendimiento y en colaboración con la AEMPS estos meses, se pudieron cumplir las demandas de los productos más críticos", ha dicho.

No obstante, la experta ha lamentado que en los últimos 20 años Europa ha ido perdiendo fabricación de principios activos que es la parte fundamental de cualquier presentación farmacéutica y sustancia responsable del efecto farmacológico de un medicamento. Actualmente Europa, solo cuenta con el 33 por ciento de las autorizaciones de APIs.

"En un análisis más a fondo, lo que hemos visto es que Europa sigue fabricando los APIs más complejos y de menor volumen como propofol (anestésico) o metotrexato (inmunosupresor), mientras que India y China acaparan la fabricación de los APIs más sencillos y de grandes volúmenes como diclofenaco (antiinflamatorio) o simvastatina (inhibidor)", ha explicado Álvarez Fernández.

En vista al futuro, y para frenar esta tendencia, desde AESEG se ha reiterado la necesidad de crear un plan de reindustrialización nacional que apueste por el uso de medicamentos genéricos. Es más, en un informe elaborado tras la primera ola de la pandemia, los socios de la patronal estimaron que, de darse los incentivos necesarios, podrían invertir 700 millones de euros.

Esto supondría un incremento en la inversión del 30 por ciento y un 37 por ciento iría destinado a nuevas fábricas. Entre las propuestas de AESEG para este plan de impulso se encuentra fomentar la libre participación de todas las empresas para evitar el riesgo de desabastecimientos; y asegurar los umbrales mínimos de rentabilidad para los productos denominados esenciales.

Asimismo, se aboga por promover la fabricación nacional apostando por las plantas de fabricación existentes; y disminuir la carga administrativa de los laboratorios mediante introducción de herramientas digitales y, en casos excepcionales, aplicar la flexibilidad regulatoria que tan buen resultado ha dado con los productos COVID-19 Revisión del sistema de concursos para incluir otros criterios (además del precio) en la compra de medicamentos.

Finalmente, se aconseja mejora de la gestión de stocks de los hospitales para poder adaptar la fabricación a las necesidades reales y no tirar producto; y coordinar entre autoridades para eliminar duplicidades.