Publicado 29/06/2022 07:34

Encuentran un posible tratamiento futuro contra el cáncer mediante plasma

Archivo - Sacar sangre, plasma.
Archivo - Sacar sangre, plasma. - EGON69 - Archivo

MADRID, 29 Jun. (EUROPA PRESS) -

Investigadores chinos pueden haber encontrado un nuevo enfoque para tratar el cáncer mediante el uso de un tratamiento con plasma para inducir la apoptosis, la muerte de las células cancerosas, sin ningún efecto secundario evidente para las células normales, según publican en la revista 'Physics of Plasmas'.

El inconveniente es que, aunque un medio activado por plasma (MAP) puede tratarse como un fármaco, siempre existe una relación dosis-efecto. Y dentro de la comunidad del plasma, muchos investigadores definen la dosis de plasma como el tiempo de tratamiento con plasma o la potencia depositada en el plasma por superficie. La definición de los científicos de una dosis de plasma, el potencial de oxidación total equivalente (POTE), puede utilizarse para MAP para revelar la relación dosis-respuesta del plasma para diferentes tipos de células. El POTE se basa en el potencial de oxidación de las especies reactivas de oxígeno y nitrógeno.

El tiempo de tratamiento con plasma y la potencia depositada en el plasma por superficie "no son las opciones adecuadas para definir la dosis de plasma --señala Xinpei Lu, de la Universidad de Ciencia y Tecnología de Huazhong (China)--. Lo esencial del tratamiento con plasma son las especies reactivas entregadas al PAM. La definición de la dosis de plasma que presentamos se basa en esta concentración de especies reactivas".

El objetivo de la medicina plasmática es explotar una interacción diferenciada de componentes plasmáticos específicos con elementos o funcionalidades concretas de las células vivas para controlar e, idealmente, normalizar los efectos terapéuticos. Una limitación crítica en el camino desde la mesa de laboratorio hasta la cabecera del enfermo son las relaciones dosis-respuesta del plasma sobre los objetos biológicos.

"Por lo tanto, la determinación de la dosis de plasma es de importancia biológica crítica para la aplicación clínica del plasma --reconoce Lu--. Para las futuras terapias con plasma, como el tratamiento del cáncer, nuestros resultados sugieren que el POTE puede ser una estrategia bien definida para evaluar sus efectos, porque proporciona la base para las diferencias de letalidad significativas entre las células normales y las cancerosas".

Una dosis plasmática debe ser representativa de la contribución del plasma al efecto biológico. En la farmacología clínica, esta dosis es la más comúnmente medida por los compuestos en medicina con fines terapéuticos.

Aunque se ha encontrado un amplio espectro de efectos biológicos del plasma y se han detectado la mayoría de los agentes plasmáticos distintivos, quedan dos preguntas: Cómo se integran estos elementos en la dosis plasmática y cómo se puede estudiar la relación dosis-efecto del plasma.

El POTE es un intento preliminar de responder a estas preguntas. Aunque ya fue validada por un estudio anterior realizado por el mismo equipo de investigadores, no está claro si el POTE es aplicable al MAP. Señalan que la aplicabilidad, así como las correspondientes relaciones dosis-respuesta en plasma, deben estudiarse más a fondo.

"Para nuestra sorpresa, a través del análisis de datos, se encontró un buen ajuste entre los datos experimentales y el POTE--reconoce Lu--. Esto sugiere que el POTE como dosis plasmática también es adecuada para el MAP. También descubrimos que el POTE puede utilizarse para maximizar la diferencia de letalidad entre las células normales y las cancerosas". La validación adicional por parte de la literatura publicada indica de nuevo que el POTE puede proporcionar una estrategia bien definida para evaluar la selectividad del tratamiento con MAP en diferentes tipos de células".

Más información