La OMS acoge con "entusiasmo y agrado" el anuncio de la curación de un bebé con VIH

Actualizado 05/03/2013 11:43:59 CET
177797.1.644.368.20130305104359
Vídeo de la noticia

MADRID, 5 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha acogido con "entusiasmo y agrado" el "interesante" anuncio de la curación de un bebé con VIH en Estados Unidos a través de un cóctel de fármacos estándar, administrados nada más nacer. No obstante, ha señalado la necesidad de realizar más estudios para confirmar y "reproducir" los hallazgos, que han sido presentados en la Conferencia sobre Retrovirus e Infecciones Oportunistas celebrada en Atlanta (EEUU).

"Si los resultados se confirman este sería el primer caso bien documentado de un niño infectado por el VIH que no parece tener niveles detectables del virus después de haber tomado antirretrovirales y cuyo tratamiento del VIH se detuvo durante un periodo considerable. Este caso pone de manifiesto un posible nuevo enfoque para lactantes de alto riesgo cuyas madres no han recibido ningún tipo de tratamiento antes del nacimiento", ha asegurado la OMS.

La paciente, una niña de Mississippi que nació con el VIH, fue tratada nada más nacer en el Universidad de Mississippi Medical Center en Jackson, donde estuvo bajo el cuidado del doctor Hannah Gay, un pediatra especializado en VIH quien decidido, teniendo en cuenta que su madre no había recibido ningún tratamiento prenatal del VIH, un cóctel de tres fármacos estándar.

Lo normal es que en un embarazo con posible infección al feto se ponga en tratamiento a la madre infectada por el VIH para reducir el riesgo de transmisión a su hijo, sin embargo la madre desconocía que estaba infectada, algo que se supo tras nacer el bebe que fue tratado 30 horas después de conocer su riesgo de infección.

Además, según el informe de los investigadores, una serie de pruebas virales durante el tratamiento mostraron una reducción progresiva de los virus en la sangre del bebé, hasta que alcanzó niveles no detectables 29 días después del nacimiento. El bebé recibió un tratamiento regular durante 18 meses, pero luego dejó de acudir a la consulta durante 10 meses por decisión de la madre.

La Organización ha recordado que a finales de 2011, se estimaba que había 330.000 niños infectados con el VIH, un 24 por ciento menos de nuevas infecciones con respecto a 2009. Por este motivo, la OMS, UNICEF y ONUSIDA se han comprometido a la eliminación del VIH pediátrico en 2015, según prevé el plan de eliminación global.

Por ello, la OMS ha mostrado su "entusiasmo" con este caso clínico, aunque ha informado de que hasta que no haya estudios que lo confirmen, va a mantener las actuales recomendaciones de los primeros estudios de VIH de las mujeres embarazadas, el suministro de medicamentos antirretrovirales a todas aquellas madres que ya padecen esta enfermedad, así como la profilaxis infantil para prevenir la transmisión del VIH al bebé.

Y es que, según ha puntualizado, las indicaciones del caso clínico no son "muy claras", aunque sí muestran la posible importancia de realizar un rápido diagnóstico a los bebés cuyas madres padecen el sida. "Estamos en proceso de revisión de nuestras previsiones sobre las pruebas tempranas infantiles en 2013 y todos los casos serán revisados a medida que estén disponibles", ha zanjado.