Actualizado 30/01/2008 13:50:58 +00:00 CET

Güemes insiste en que hubo prácticas indebidas en el Hospital Severo Ochoa

EP

MADRID, 30 Ene. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Juan José Güemes, afirmó hoy que "el hecho de que no haya podido probarse" relación entre la aplicación de sedantes y las muertes de pacientes en el Hospital Severo Ochoa ni se hayan encontrado responsabilidades penales "es evidente que no excluye el que hubiera unas prácticas que no debían haberse llevado a cabo en las Urgencias de Leganés".

"Y, por tanto, todas las decisiones que tomó la Consejería de Sanidad en su momento son acertadas, como se ha demostrado además con la evolución del funcionamiento de Urgencias a lo largo de estos años", afirmó Güemes en declaraciones a la prensa tras inaugurar una resonancia magnética abierta de alto campo en el Hospital La Paz.

En este sentido, aseguró que "todos somos conscientes de que ahí hay informes elaborados por la propia Inspección de los servicios de Sanidad de Madrid, de la comisión de expertos nombrada para profundizar en las sedaciones en las Urgencias de Leganés y también de los peritos independientes nombrados por el juez que ponen de relieve que, en todo caso, se produjeron sedaciones dudosamente indicadas o incluso irregulares".

El titular de Sanidad del Gobierno de Esperanza Aguirre advirtió que "los procedimientos judiciales que se han producido" sobre este caso, esto es, los autos dictados por el Juzgado de Instrucción número 7 de Leganés y la Audiencia Provincial de Madrid, "lo que señalan es que no es posible demostrar la causalidad, es decir, que la aplicación de dosis de sedación y de sedaciones no indicadas fuera la causa del fallecimiento de los pacientes".

NO SE "PODÍA OPTAR POR UNA SOLUCIÓN DISTINTA"

Por otro lado, Güemes se reafirmó en que la Comunidad de Madrid "actuó correctamente". "La Administración no podía optar por una solución distinta, como tampoco podía haberse negado, ni quería negarse desde luego, a colaborar con la Justicia en todo esto", agregó.

Así, subrayó que "la denuncia es anónima, llegó a algunas asociaciones de pacientes, a la Comunidad de Madrid y también al Ministerio de Sanidad, y creo que las autoridades sanitarias en su momento hicieron lo correcto".

"Es cierto que la denuncia era anónima pero contenía una información y un grado de detalle que aconsejaban que se pusiera en conocimiento de la Justicia, porque describía hechos que podían ser constitutivos de graves delitos", dijo.

LOS MÉDICOS NO VOLVERÁN A SUS PUESTOS DE CONFIANZA

El consejero de Sanidad confirmó además que los médicos del Hospital Severo Ochoa imputados por presuntas sedaciones irregulares no serán restituidos "en los cargos de confianza" que un día tuvieron.

"El doctor Montes estuvo muy bien apartado de un puesto directivo del hospital, de un puesto de confianza. No contaba con la confianza de la dirección del hospital y creo que ésta y la Consejería en su momento hizo lo adecuado", insistió.

SANIDAD NO PUSO "UNA DENUNCIA"

Güemes también se reafirmó en que la Consejería de Sanidad "no ha sido parte ni ha formado parte nunca de ese procedimiento sobre el que se ha pronunciado la Audiencia Provincial en su auto", esto es, que el departamento autonómico no denunció el caso, sino que sólo dio traslado de las denuncias anónimas a la Justicia. "Desde el punto de vista procesal, si hubiera sido una denuncia, el Juzgado habría pedido la ratificación, cosa que no hizo", subrayó.

En esta línea, precisó que "el Juzgado ni siquiera pidió a la Comunidad de Madrid que se ratificase en el traslado de una denuncia realizada por un tercero y que la Comunidad de Madrid, las autoridades sanitarias en aquel momento, trasladaron, como era su obligación al conocer una denuncia que describía hechos que podían ser constitutivos de delito".

El consejero dijo que, "a partir de ahí, lógicamente, la Consejería ha colaborado con la Justicia en todo lo que la Justicia ha demandado, pero como no podía ser de otra manera".

"MÁS CALIDAD" DE LOS CUIDADOS PALIATIVOS

Sobre el funcionamiento de las Urgencias del Severo Ochoa tras el cese del coordinador, Luis Montes, y de sus colaboradores, Güemes apuntó que "ha disminuido tanto el número de personas fallecidas en la Urgencia como, sobre todo, lo que es más relevante, porque hay efectivamente un cambio de la población atendida por el Hospital, una reducción del ratio de fallecimientos sobre el número de Urgencias atendidas bastante relevante".

Asimismo, frente a la tesis de Montes, que sostiene que tras la crisis del Severo Ochoa los pacientes terminales han muerto con dolor pues se ha incurrido en "una omisión de tratamientos en los síntomas al final de la vida", el consejero de Sanidad aseguró que "sobre este asunto se han pronunciado ya la Sociedad de Cuidados Paliativos y diversos expertos, y eso no es así".

"Hay unos procedimientos generalmente aceptados en la aplicación de sedación en los servicios de cuidados paliativos que hay en cada hospital. Los cuidados paliativos tienen que administrarse en el servicio indicado para los cuidados paliativos, y no en las Urgencias, de la misma manera que la cirugía se ha en los quirófanos", manifestó.

Güemes afirmó que "no solamente no ha disminuido la calidad de los cuidados paliativos sino que ha aumentado", y destacó que, "de hecho, la Comunidad de Madrid ha sido pionera en poner en marcha un Plan de Cuidados Paliativos que, por cierto, ha sido imitado por el resto de las comunidades autónomas y asumido por el Ministerio de Sanidad".

Lo más leído

  1. 1

    La OMS admite que no hay retorno a la 'vieja normalidad' en un futuro previsible

  2. 2

    Los nuevos contagios se elevan a los 263 en las últimas 24 horas

  3. 3

    Sanidad notifica 164 contagios en las últimas 24 horas y 7 muertes en los últimos 7 días

  4. 4

    Estudios 'post mortem' muestran que el Covid-19 provoca lesiones en la médula ósea

  5. 5

    Hallan defectos en el revestimiento de los vasos sanguíneos en el autismo