Rajoy avanza que el PP apoyará la colegiación obligatoria de los profesionales de la sanidad pública y privada

Actualizado 15/04/2011 18:06:17 CET

Dice que, de llegar al Gobierno, desarrollará la LOPS y creará un sistema de incentivos individuales para profesionales sanitarios en España

MADRID, 15 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Partido Popular, Mariano Rajoy, ha anunciado este viernes la intención de su partido de apoyar la colegiación obligatoria de los profesionales de la sanidad tanto del ámbito público como del privado, en contra del planteamiento actual del Gobierno, que pretende eliminar la obligatoriedad de la colegiación para los profesionales sanitarios que trabajan en el sistema público.

"La colegiación obligatoria son un elemento clave para impulsar el profesionalismo, la toma de decisiones con autonomía y responsabilidad. Tienen un compromiso de servicio a la sociedad, que ejercen con sentido de equidad, integridad, honestidad y excelencia", ha señalado Rajoy en la inauguración de la Cumbre Mundial Médico-Enfermera para garantizar la seguridad de los pacientes.

Rajoy ha fijado así la postura de su partido sobre el proyecto de Ley de Servicios Profesionales, con el que Gobierno está desarrollando una resolución del Parlamento Europeo que busca dinamizar las economías nacionales.

En este proyecto, el Ministerio español de Economía ha apostado por mantener la colegiación obligatoria de los sanitarios del sistema privado y eximir de ella a los de la sanidad pública.

Según han denunciado en este y otros encuentros el presidente de la Organización Médica Colegial (OMS), Juan José Rodríguez Sendín, y el del Colegio de Enfermeros, Máximo González Jurado, esta medida provocará que España sea el único país desarrollado en el que el empleador y organizador del trabajo en la sanidad pública pudiera decidir qué prácticas clínicas son seguras o no para el paciente y si tiene prioridad la rentabilidad o el resultado a la hora de realizar pruebas o tratamientos.

Actualmente, la colegiación es obligatoria para todos los profesionales de sector privado, así como para los del público en toda España salvo en Extremadura, Andalucía, Canarias y Asturias.

DESARROLLAR LA LOPS, CREAR UN SISTEMA DE INCENTIVOS

Durante su discurso, Rajoy ha dicho también que, de llegar al poder, el PP desarrollará la Ley de Ordenación de Profesiones Sanitarias (LOPS), que impulsó un gobierno 'popular' y que lleva "congelada" siete años por los socialistas.

Asimismo, ha anunciado que el PP apuesta por crear un sistema de incentivos individuales para los profesionales sanitarios en España, que valore "capacidades, conocimientos y el compromiso de los profesionales con los objetivos de la organización en la que trabajan".

Este sistema, dice, tendría "criterios únicos en todo el territorio para que todos los profesionales tengan los mismos derechos, requerimientos y posibilidades de promoción profesional y sean evaluados igual".

"Para nosotros es imprescindible desarrollar una estructura organizativa participativa y descentralizada, que fomente la autogestión en un entorno de trabajo organizado por objetivos y por la evaluación de resultados", aseveró.

En relación con los servicios públicos, Rajoy ha dicho que se debe avanzar "hacia sistemas retributivos que recompensen el talento, el mérito, el esfuerzo y el desempeño personal" y hacia unos incentivos "que motiven para prestar una asistencia de calidad y para la necesaria racionalización en el uso de recursos".

"LEJOS DE LA SENDA DE LOS RECORTES SALARIALES"

"Estamos muy lejos de la senda de recortes salariales como los que ha impuesto el Gobierno a médicos y enfermeros. Por el contrario, el Partido Popular propicia unas políticas de apoyo al desarrollo profesional, al esfuerzo en formación continuada, a los proyectos de investigación", sentenció.

El líder 'popular' dice que el Sistema Nacional de Salud (SNS) "debe ser reformado para potenciar su agilidad y flexibilidad" y garantizar así su sostenibilidad pudiendo dar respuesta a su principal problema: el déficit económico que presenta y que, según los expertos, ronda los 15.000 millones de euros.

"España está orgullosa de su Sistema Nacional de Salud, que es uno de los de mejor calidad, con una mejor cartera frente al resto de países de su entorno", ha asegurado Rajoy, precisando que dejar sin solución a los problemas de financiación del SNS podría traer consecuencias negativas para la calidad asistencial.

"Cuando el Partido Popular llegó al Gobierno, a sanidad se destinaban 437 euros por persona y año. Cuando nos fuimos del Gobierno, superábamos los 1.000 euros por persona y año", recordó Rajoy, para quien la deuda sanitaria es como "el 'síntoma' de una enfermedad para la que no se han aplicado aún soluciones".

PAJÍN PIDE A LOS SANITARIOS QUE "TRABAJEN DURO"

Por su parte, la ministra de Sanidad, Política Social e Igualdad, Leire Pajín, cuya intervención estaba prevista para la clausura de esta cumbre internacional de médicos y enfermeros pero se adelantó por motivos de agenda, no se refirió --ni de forma directa ni indirecta-- a la colegiación obligatoria, principal tema de debate en este encuentro, donde tanto el presidente de la OMC como el del Colegio de Enfermeros mostraron su rechazo a la eliminación de su obligatoriedad.

En su lugar, la ministra pidió a los médicos y enfermeras españoles que, en estos momentos difíciles de crisis económica, "trabajen duro para prolongar durante más años la calidad y el prestigio del Sistema Nacional de Salud (SNS)", al que considera "la joya de la corona" y "pilar fundamental" del Estado del Bienestar.

Durante su intervención, en la que insistió en los positivos datos del último Barómetro Sanitario, presentado este jueves, Pajín apostó "por afianzar logros y superar retos" respecto al SNS, "sin afectar a la calidad asistencial", porque para el Gobierno la sanidad pública es, dice, "una prioridad" y el objetivo es "garantizar su sostenibilidad sin ponerlo en peligro".