Descubre por qué debes mejorar tu alimentación

Alimentación saludable, comida, dieta
GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / SERGEYSHIBUT
Publicado 19/07/2017 8:39:41CET

   MADRID, 19 Jul. (EUROPA PRESS) -

   Las personas que mejoran la calidad de sus dietas a lo largo del tiempo, comiendo más granos enteros, verduras, frutas, nueces y pescado y menos carnes rojas y procesadas y bebidas azucaradas, pueden reducir significativamente su riesgo de muerte prematura, según concluye un nuevo estudio de la Escuela TH Chan de Salud Pública de la Universidad de Harvard, en Estados Unidos.

   El trabajo, que se publica en 'New England Journal of Medicine', demuestra que la mejora de la calidad de la dieta durante al menos una docena de años está asociada con una menor mortalidad total y cardiovascular y subraya la importancia de mantener patrones de alimentación saludables a largo plazo.

   "Nuestro estudio indica que, incluso modestas mejoras en la calidad de la dieta, podrían influir significativamente en el riesgo de mortalidad y, a la inversa, empeorar la calidad de la dieta puede aumentar el riesgo", afirma la líder de la investigación, Mercedes Sotos-Prieto, quien trabajó en el estudio mientras era investigadora postdoctoral en el Departamento de Nutrición de la Escuela Chan y actualmente es profesora asistente de Nutrición en la Universidad de Ohio, Estados Unidos.

   Sotos-Prieto y sus colegas analizaron la relación entre los cambios en la calidad de la dieta entre casi 74.000 adultos durante un periodo de 12 años (1986-1998) y su riesgo de morir durante los siguientes 12 años (1998-2010). Los datos provienen de dos estudios a largo plazo, el Estudio de Salud de Enfermeras y el Estudio de Seguimiento de Profesionales de la Salud, en los que los participantes contestaron a preguntas sobre sus dietas cada cuatro años y sobre su estilo de vida y salud cada dos años.

   Los autores evaluaron la calidad de la dieta de las personas mediante el uso de tres métodos de puntuación diferentes: el Índice de Alimentación Sana Alternativa 2010, la Puntuación Alternativa de la Dieta Mediterránea y la Puntuación de la Dieta de Aproximación a la Detención de la Hipertensión (DASH, por sus siglas en inglés). Cada uno de estos métodos asigna puntuaciones a varios tipos de alimentos o nutrientes; otorgando a los menos saludables puntuaciones más bajas y a los más saludables niveles más altos.

GRANOS ENTEROS, FRUTAS, VERDURAS Y PESCADOS, LOS ALIMENTOS MÁS BENEFICIOSOS

   El estudio encontró que la mejora de la calidad de la dieta durante un periodo de 12 años se asoció con un menor riesgo de muerte en los 12 años posteriores, sin importar la puntuación utilizada. Los grupos de alimentos que más contribuyeron a mejorar la calidad de la dieta fueron granos enteros, frutas, verduras y pescado o ácidos grasos n-3.

   Un aumento del 20 por ciento en las puntuaciones de la calidad de la dieta --el tipo de aumento que se puede lograr mediante el intercambio de una sola porción de carne roja o procesada por una porción diaria de nueces o legumbres-- se relacionó con una reducción de entre un 8 y un 17 por ciento en el riesgo de muerte, dependiendo de la puntuación de la dieta. Por el contrario, el empeoramiento de la calidad de la dieta se vinculó con un aumento del 6 al 12 por ciento de riesgo.

   Entre los que mantuvieron puntuaciones más altas que inferiores de acuerdo con cualquiera de los tres patrones de dieta saludable durante 12 años, hubo una reducción del 9 al 14 por ciento en la mortalidad por cualquier causa. Entre los que llevaban dietas relativamente poco saludables al comienzo del estudio, pero cuyas puntuaciones en la dieta mejoraron más, el riesgo de muerte en los años siguientes también se redujo significativamente.

   "Nuestros resultados ponen de relieve los beneficios para la salud a largo plazo de la mejora de la calidad de la dieta con un énfasis en los patrones dietéticos en general, en lugar de alimentos individuales o nutrientes. Un patrón de alimentación saludable se puede adoptar de acuerdo a las condiciones de salud de las personas y las preferencias culturales de alimentos. No hay una dieta única para todos", subraya el autor principal el estudio, Frank Hu, profesor y presidente del Departamento de Nutrición de Harvard.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter