Contador

INVESTIGACIÓN ESPAÑOLA

Una quimioterapia de mantenimiento logra retrasar la progresión del cáncer de vejiga avanzado

Publicado 07/04/2017 13:39:07CET

MADRID, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

Un trabajo del Grupo Español de Tratamiento de Tumores Urológicos (SOGUG), con una veintena de hospitales, ha demostrado que el uso de la quimioterapia vinflunina como terapia de mantenimiento logra retrasar la progresión del cáncer de vejiga avanzado, según los datos publicados en la revista 'The Lancet Oncology'.

El estudio ha demostrado los beneficios de este tratamiento, que comercializa Pierre-Fabre como 'Javlor', en pacientes con buena respuesta a la combinación cisplatino-gemcitabina como tratamiento de primera línea que luego reciben esta quimioterapia, en quienes consiguió reducir el riesgo de progresión en más de un 40 por ciento en comparación con quienes sólo son tratados cuando el tumor avanza.

"A pesar de que en España hay una alta incidencia de cáncer de vejiga, se han desarrollado pocos tratamientos de quimioterapia eficaces. Uno de ellos, la vinflunina, tiene la particularidad de que se puede administrar de forma indefinida porque no tiene toxicidad acumulativa y su tolerabilidad es buena", ha defendido el jefe de la Unidad de Tumores Ginecológicos y Genitourinarios del Centro Integral Oncológico Clara Campal, Jesús García-Donas, que ha coordinado el trabajo.

Esta buena tolerabilidad fue lo que llevó a estos expertos a iniciar un tratamiento de mantenimiento en aquellos pacientes que habían presentado beneficio en primera línea, en vez de esperar a la progresión.

Para ello reclutaron a 88 pacientes, tratados con cuatro a seis ciclos de quimioterapia cisplatino-gemcitabina, con beneficio al tratamiento consistente en remisión o estabilización del tumor. En el estudio se comparó la estrategia actual de seguimiento de los pacientes hasta la progresión, respecto al inicio de vinflunina trisemanal como tratamiento de mantenimiento tras la finalización de la quimioterapia.

En cuanto a la eficacia, el 20,5 por ciento de los pacientes tratados con vinflunina responden al tratamiento, alrededor del 70 por ciento de los pacientes consiguen un control de la enfermedad con el mantenimiento y el 50 por ciento de los pacientes tratados se mantienen sin evidencia de progresión hasta 6,53 meses después de la finalización del tratamiento previo con cisplatino-gemcitabina.

CASI UN AÑO SIN QUE EL TUMOR PROGRESE

De forma relevante, en algún paciente la enfermedad no progresa hasta 11 meses tras la finalización del tratamiento previo. Por su parte, en el brazo estándar, el 50 por ciento de los pacientes progresan al cabo de 4,2 meses de la finalización del tratamiento con cisplatino-gemcitabina, y el paciente que progresa más tarde lo hace a los 6,64 meses de la finalización del tratamiento previo.

Respecto a la supervivencia, a pesar de ser resultados preliminares, se observa que el 50 por ciento de los pacientes tratados con vinflunina están vivos 16,7 meses después de finalizar el tratamiento con cisplatino-gemcitabina, con una supervivencia de 30,3 meses en algunos de ellos.

En el brazo estándar, la mitad de los pacientes están vivos a los 13,2 meses de la finalización del tratamiento previo, con una supervivencia máxima de 19,7 meses.

"El uso de un citotóxico como vinflunina de mantenimiento puede ser una estrategia terapéutica válida para los pacientes que han obtenido un beneficio del tratamiento previo en primera línea", ha destacado García-Donas.

Puede cambiar de noticia usando las flechas del teclado (← →)
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter