¿Qué alimentos acumulan grasa en los brazos?

Brazos, libertad
CEDIDA POR CAROLINA CLEARY
Publicado 08/06/2018 18:04:50CET

MADRID, 8 Jun. (EDIZIONES) -

Son muchos los alimentos que son causantes del sobrepeso pero algunos atacan específicamente la zona de los brazos, y estos representan una de las partes más delicadas del cuerpo humano, colaboran en nuestro equilibrio y nos permiten realizar actividades que requieren esfuerzo físico.

Sin embargo, si no le brindamos el cuidado necesario, pueden también ser una muestra de sobrepeso o de acumulación de grasa corporal. En concreto, "la grasa situada debajo de los brazos está relacionada directamente con el sobrepeso de todo el cuerpo, y una gran cantidad de grasa corporal puede producir serios problemas de salud, principalmente si no se cuidan los hábitos de alimentación. No obstante, la solución es muy simple: combinación de dieta saludable con ejercicios".

Lo más importante, ha continuado la doctora, es cuidar nuestra alimentación e intercalarlo con ejercicios de cardio y de tonificación.

Así, lo ha explicado la doctora María Ángeles López Marín, médico diplomado en nutrición y directora del Centro Médico Rusiñol, quien además ha indicado cuatro alimentos claves que acumulan grasa en los brazos y que se deberían evitar:

1. Los carbohidratos: son una gran fuente de calorías, principalmente el pan blanco. Según la Doctora López Marín, estas calorías intensifican la acumulación de grasas en lo miembros superiores, sobretodo en la cara interna de los brazos.

2. Refrescos y gaseosa: si se quiere evitar la acumulación de grasa en los brazos, un hábito que se debe eliminar de la dieta es el consumo de bebidas gaseosas azucaradas. Incluso si se suspende la ingesta de esta bebida se evidenciará una pérdida de peso casi inmediata, no sólo en los brazos, sino en todo el cuerpo.

Asimismo, la doctora alerta también sobre el consumo excesivo de bebidas light por la falsa creencia de que ayudan a bajar de peso puesto que este tipo de bebidas bajas en calorías influyen considerablemente en el aumento de peso y acumulación de grasa en zonas específicas del cuerpo, como los brazos, debido a que para suplir la falta de azúcar, estos refrescos se realizan con más edulcorantes artificiales y un 200 por ciento más de sodio que en un refresco tradicional.

De igual forma, la doctora advierte que el consumo de gaseosas hace que las personas coman más, debido a que por la cantidad de gases que contienen crea una falsa sensación de satisfacción en el estómago y que rápidamente regresen los deseos de comer.

3. El chocolate: este es una mezcla de grasas y azucares, que si bien es un alimento muy consumido y con muchas propiedades beneficiosas, también es una fuente primaria de retención de grasa para nuestros brazos. Por ello, la doctora López Marín recomienda consumir con moderación chocolate puro o con un alto porcentaje de cacao (con menos grasa y azúcar).

4. Embutidos: la grasa que se aloja en los brazos, principalmente en su cara posterior, tiene mucho que ver con el consumo excesivo de embutidos. Ya que por su alto contenido de grasa, calorías y colesterol son perjudiciales para el organismo.

Los embutidos como el chorizo, la mortadela, el salchichón, la morcilla, son algunos de los más más dañinos para la salud. Sin embargo, otros como el pavo, jamón serrano o jamón cocido son una opción mucho más saludable.