Ejercicio sin esfuerzo ni dolor

20 minutos para tu salud

Ejercicio, deporte
Foto: GETTY
Actualizado 12/06/2014 18:27:31 CET

MADRID, 12 Jun. (Infosalus/EP) -

   ¿Está el hacer ejercicio entre los propósitos más postergados? Sólo hace falta hacer una pequeña encuesta entre los más allegados para encontrar la respuesta. El tiempo es oro pero también puede ser salud y en los tiempos que corren la brevedad tiene sus ventajas y la regularidad, en lo que se refiere al ejercicio, auténticos beneficios. No hay que sufrir para estar en forma, sólo hay que ser constante.

   Según explica a Infosalus el doctor Ricardo Cánovas, autor de '20 minutos a la semana para estar en forma', hay que distinguir entre deporte y ejercicio, el primero se hace por diversión y el segundo debe practicarse por salud y no tiene por qué ser divertido.

   "Nos cepillamos los dientes porque es bueno para la salud bucodental y no nos divertimos con ello, simplemente lo hacemos, pasa lo mismo con el ejercicio, tenemos que hacerlo porque nos proporciona salud", señala Cánovas, que sin embargo apunta que la motivación está en descubrir cómo los beneficios del ejercicio se observan en el día a día a través de un mejor funcionamiento físico y una mejor salud global.

   Los objetivos de este ejercicio son claramente para el especialista conseguir frenar y revertir el deterioro físico progresivo asociado a la edad, lo que se consigue a través de un fortalecimiento de los músculos y con ello de la salud ósea. "El músculo es el motor del cuerpo. Se puede morir joven pero lo más tarde posible", señala Cánovas en referencia a conservar un buen estado físico a pesar de tener una edad avanzada.

   El método de Cánovas consiste en realizar una única sesión de 20 minutos durante la semana en la que se realiza ejercicio de intensidad tolerable, adaptado a las condiciones físicas de cada persona. El organismo reposa durante el resto de los días hasta la siguiente sesión en la que está preparado para aumentar la intensidad del ejercicio con respecto a la semana anterior.

   Después de tener en cuenta las condiciones de las que parte la persona, se fijan objetivos medibles y alcanzables, lo que aporta un extra de motivación para realizar el ejercicio. Los beneficios se observan en un aumento de las capacidades cotidianas y en el caso de quienes necesiten bajar de peso, el aumento del músculo supone un mayor gasto energético y con ello una reducción del peso, señala el especialista.

   "Mantener la salud supone un esfuerzo pero éste debe ser muy pautado, ya que lo poco estimula y lo mucho inhibe, de ahí lo fundamental de dejar al cuerpo descansar entre sesiones de ejercicio", apunta Cánovas, que añade que con este sistema "siempre eres más fuerte que el día anterior de entrenamiento".

MITOS Y FALSAS CREENCIAS SOBRE EL EJERCICIO

   Aunque son muchos los aspectos en los que existen prejuicios y malos entendidos en relación al ejercicio físico, el autor de '20 minutos a la semana para estar en forma' ha seleccionado para Infosalus algunos de los más importantes:

* Musculatura y ejercicio: Cánovas hace hincapié en que el ejercicio tiene que tener un fin y éste es la salud y no la musculatura en sí. "El 80% de los problemas de espalda se derivan de la pérdida de masa muscular" hasta ese punto son importantes los músculos, comenta.

* Grasa y peso: existe mucha confusión en lo que se refiere a estos dos conceptos, la obesidad es un exceso de grasa y no de peso y la delgadez no es sinónimo de no tener grasa, existen personas delgadas con baja masa muscular y mucha grasa, señala Cánovas.

* Frecuencia de sesiones en el gimnasio: para Cánovas lo importante es trabajar con intensidad, brevedad y poca frecuencia pero de forma regular. Acudir al gimnasio una vez a la semana es tan efectivo o más que hacerlo en dos o más ocasiones, afirma el especialista.

* Beber agua en cantidad: el agua no limpia, ni adelgaza ni engorda, sólo hace trabajar más al riñón. Las personas sanas deben beber agua sólo cuando tengan sed.

* Sudar para bajar de peso y perder grasas: sudar es perder agua y con ello no se pierde grasa. "Para perder peso hay que hacer dieta y ejercicio", afirma Cánovas.

* Agujetas y ejercicio: tener agujetas no indica que el ejercicio realizado ha sido eficaz, es un dolor muscular que va a dar lugar a que el músculo se encoja y tarde en recuperarse. El mejor indicador de un buen entrenamiento está en la mayor capacidad del organismo para realizar progresivamente ejercicios de mayor intensidad.

* Consumo de proteínas y masa muscular: la ingestión de proteínas no aumenta la masa muscular ya que los nutrientes se dirigen en el organismo allí donde corresponde y no a donde nos gustaría que fueran.

* Estética, grasas y salud: la afirmación de que un cuerpo bonito no debería tener ni un gramo de grasa es una falsa creencia ya que la grasa es necesaria para el organismo, entre otros aspectos para el funcionamiento normal de las hormonas.

Últimas noticias de salud
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter