Actualizado 15/09/2010 14:57 CET

Urólogos aseguran que la disfunción eréctil puede avisar de futuros problemas cardiovasculares

Semana urologica europea
AEU

Menos de la mitad de los afectados acuden a las consultas para acabar con este trastorno sexual

MADRID, 15 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Asociación Española de Urología (AEU) anima a los personas que padezcan disfunción eréctil a acudir a la consulta de estos especialistas ya que, en muchas ocasiones, este trastorno puede "avisar" de futuros problemas cardiovasculares, según aseguran con motivo de la Semana Urológica Europea que se está celebrando del 13 al 17 de septiembre.

Como ha reconocido el coordinador de Andrología de esta entidad, Ignacio Moncada, en España se estima que hay unos dos millones de españoles de entre 40 y 50 años con estos problemas de erección, aunque "apenas un 30 ó 40 por ciento acude a la consulta a mejorar esta situación".

Además de que es un trastorno que "afecta a la calidad de vida de estos hombres y sus parejas", el doctor Moncada asegura que es necesario abordar este problema porque "es un síntoma centinela de problemas cardiovasculares que pueden manifestarse más adelante".

De hecho, según explica, la disfunción eréctil se produce cuando no llega sangre con suficiente presión al pene para que éste tenga rigidez. Esto suele estar provocado por un fallo arterial que "también puede afectar a otros órganos" pero que en el pene "se aprecia antes".

"Es muy común ver a hombres que han tenido un infarto y, desde tres años antes, ya tenían problemas de erección no diagnosticados", según reconoce este experto, insistiendo en que "los problemas de erección son centinela de un problema cardiovascular en el futuro, que puede ser en el corazón, en un accidente cerebrovascular, las carótidas u otros territorios".

La aparición de tratamientos para abordar estos problemas ha favorecido un aumento de las consultas aunque, según Moncada, "aún así el porcentaje de los que siguen sin ir sigue siendo alto, algunos de ellos por pensar que es algo normal a determinadas edades".

A éste y otros "falsos mitos" hay que unir la alternativa de los "medicamentos ilegales" que se ofertan por Internet, un problema que Moncada considera "muy serio" y que "se debería perseguir más que a los top-manta".

Los pacientes acuden a estas alternativas "pensando que van a ser más baratas" y, según reconoce, "hay muchos pacientes que acuden a las consultas y aseguran que antes han comprado algún producto y no les había funcionado".