Publicado 22/03/2022 07:59

Tres consejos para combatir la astenia primaveral

Archivo - Dos mujeres charlan sentadas en el cesped. Primavera. Amigas.
Archivo - Dos mujeres charlan sentadas en el cesped. Primavera. Amigas. - LECHATNOIR/ISTOCK - Archivo

MADRID, 22 Mar. (EUROPA PRESS) -

Los cambios en las temperaturas, en las horas de luz que traen consigo los meses de primavera y también de la presión atmosférica puede llegar a provocar una sensación de agotamiento inexplicable. Esto es resultado de lo que popularmente se denomina astenia primaveral, pero no es más que una adaptación fisiológica a las nuevas condiciones ambientales que trae consigo la temporada primaveral.

"Médicamente no se considera que la astenia primaveral sea una patología. Sin embargo, es cierto que el organismo necesita un periodo de adaptación a los cambios ambientales provocados en esta época del año, como aumento de las temperaturas, cambios de presión atmosférica y de horarios, etc.", explica el doctor Abel Lima, especialista de medicina general y de familia de Vithas Tenerife.

Por eso, "muchos pacientes acuden a consulta con síntomas como irritabilidad, fatiga, somnolencia diurna, dificultad de concentración o aturdimiento que no son más que parte ese proceso de adaptación a las nuevas condiciones ambientales de esta estación".

Así, el doctor Lima ofrece algunos consejos para combatir la astenia primaveral:

1. Adaptar la rutina al nuevo horario: "Lo mejor para combatir el cambio de hora que trae consigo la primavera es ir adaptando a nuestra rutina diaria esa leve variación en el tiempo un poco antes de que se produzca. De esta manera, cuando a finales de marzo tengamos que adelantar nuestro reloj una hora, nuestro cuerpo estará ya acostumbrado a la nueva rutina y afectará menos a nuestro horario de sueño".

2. Buena alimentación e hidratación. Si adaptamos nuestro organismo al cambio de horarios no será necesario que combatamos esa sensación de agotamiento inexpiable que denominamos astenia primaveral con el consumo de cafeína, té u otras bebidas energéticas. De hecho, según el Dr. Lima "puede resultar contraproducente, ya que el cuerpo no conseguirá habituarse a las nuevas condiciones ambientales con rapidez".

Por eso, "es aconsejable que mantengamos una buena dieta, equilibrada y saludable, rica en minerales y vitaminas". "Debemos comer como mínimo dos piezas de frutas al día, mejor si son de temporada, como los frutos rojos cargados de antioxidantes, al igual otros alimentos que ayuden a la síntesis de la serotonina, como los pistachos", insiste el médico de Vithas Las Palmas.

Asimismo, el especialista insiste que, "con la llegada de las altas temperaturas debemos mantenernos siempre hidratados, de ahí que debamos beber como mínimo dos litros de agua al día".

3. La actividad física libera endorfinas. También ayuda a combatir la astenia primaveral y algunos de sus síntomas, como la irritabilidad o la fatiga, la práctica de ejercicio físico. "Mientras hacemos actividad física liberamos endorfinas, que ayudan a afrontar el estrés o los sentimientos de irritabilidad durante esta época del año", concluye el doctor Lima.