Publicado 18/05/2022 08:05

Suplementos herbales, cuidado con sus efectos secundarios

Archivo - Aceite de cannabis
Archivo - Aceite de cannabis - CBD-INFOS-COM/ PIXABAY - Archivo

MADRID, 18 May. (EUROPA PRESS) -

Los suplementos de hierbas pueden ser naturales, pero eso no significa que siempre sean seguros, advierte un nuevo informe de caso publicado en 'Heart Rhythm Case Reports', la revista oficial de la Sociedad del Ritmo Cardíaco, en el que se informa de una paciente que experimentó mareos y desmayos y al que se le diagnosticó una peligrosa arritmia cardíaca tras tomar aceite de cáñamo con CBD y CBG y suplementos de berberina.

"Cada vez más personas toman suplementos de hierbas por sus potenciales beneficios. Sin embargo, su carácter 'natural' puede ser engañoso, ya que estos preparados pueden tener graves efectos secundarios adversos por sí solos o si se combinan con otros suplementos o medicamentos --alerta la doctora Elise Bakelants, del Departamento de Cardiología del Hospital Universitario de Ginebra (Suiza)--. Su uso no debe tomarse a la ligera, y las recomendaciones de dosificación deben respetarse siempre".

El estudio examina el caso de una mujer de 56 años que ingresó en el servicio de urgencias tras experimentar mareos y desmayos repentinamente. Se le diagnosticó una arritmia cardíaca que ponía en peligro su vida después de que un ECG mostrara breves episodios de torsade de pointes, una taquicardia ventricular poco frecuente, y un intervalo QT marcadamente prolongado, lo que significa que el sistema eléctrico del corazón tarda más de lo normal en recargarse entre latidos.

Aparte de la presión arterial baja, la exploración física y los análisis de sangre del paciente eran normales. Los médicos pudieron identificar la causa en los suplementos de hierbas que tomaba para ayudarla a sobrellevar una vida laboral estresante. Cuatro meses antes había empezado a tomar una dosis seis veces superior a la recomendada de aceite de cáñamo y recientemente había añadido berberina a la mezcla.

Todos los suplementos se suspendieron durante su estancia en el hospital, lo que provocó una disminución gradual de su intervalo QT hasta que se normalizó al cabo de cinco días. A los tres meses de seguimiento, no informó de nuevos episodios de mareos o desmayos, y su ECG se mantuvo dentro de los límites normales. Al no haber otros factores causales, su vuelta a la normalidad validó firmemente que el diagnóstico relacionaba los suplementos con la arritmia.

La popularidad de los suplementos herbales ha crecido rápidamente en los últimos años, especialmente los que contienen CBD (cannabidiol). Disponible sin receta, el CBD ha demostrado tener propiedades antiinflamatorias, antiepilépticas, analgésicas, ansiolíticas, antipsicóticas e inmunomoduladoras.

Suministrado como materia prima o como productos listos para su uso (por ejemplo, cosméticos, sustitutos del tabaco, aceites perfumados), no contiene THC (tetrahidrocannabinol), que provoca el efecto psicotrópico del cannabis. Por lo tanto, no está sometida al escrutinio de las agencias reguladoras de medicamentos.

La berberina, que se encuentra en las raíces, los rizomas y la corteza del tallo de muchas plantas medicinales, se utiliza con frecuencia en la medicina tradicional china y ayurvédica para tratar infecciones, diarrea, diabetes de tipo 2, colesterol alto e hipertensión.

La composición de los suplementos de hierbas puede variar mucho de un distribuidor a otro y las propiedades farmacodinámicas y farmacocinéticas de estas sustancias no se conocen bien. Además, hay pocos datos sobre su eficacia, toxicidad y potencial de interacción, por lo que los investigadores advierten de que no siempre es posible prever sus consecuencias negativas.

La doctora Bakelants advierte a los pacientes y a los médicos de que deben ser conscientes de los posibles efectos secundarios, respetar las recomendaciones de dosificación y tener en cuenta las posibles interacciones con otros medicamentos, sobre todo en los pacientes con enfermedades cardíacas subyacentes o en los que ya toman medicamentos que prolongan el QT.