Suecia.- Los hombres jóvenes consumen al menos el doble de la sal diaria recomendada por la OMS, según un estudio

Actualizado 14/01/2010 18:32:09 CET

MADRID, 14 Ene. (EUROPA PRESS) -

Los hombres jóvenes de Suecia consumen al menos el doble de la sal recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), fijada en unos seis gramos de sal diarios, según ha revelado un estudio realizado por investigadores de la Academia Sahlgrenska de la Universidad de Goteburgo y el Hospital Universitario Sahlgrenska.

Según la profesora de Nutrición Clínica de la Academia Sahlgrenska Lena Hulthén, "es alarmante que los jóvenes suecos consuman tanta sal y se debe hacer algo al respecto". "Realmente, sólo podemos especular sobre las consecuencias que puede acarrearles en el futuro tanta sal, en relación con enfermedades cardiovasculares e ictus", reconoció.

Los autores del estudio analizaron a casi 100 hombres de unos 20 años, tomándoles muestras de orina durante un periodo de 24 horas y sometiéndoles a un cuestionario sobre sus hábitos culinarios. Las muestras de orina demostraron que estos jóvenes estaban consumiendo al menos el doble de la sal recomendada por la OMS.

"Consumir mucha sal puede elevar la presión sanguínea, pero no se pudo detectar ninguna conexión en nuestro estudio. La presión sanguínea elevada no se suele desarrollar hasta que la persona cumple los 30 ó 40 años, desde que las habilidades del riñón para manejar los excesos de sal se deterioran con la edad", explicó Hulthén.

Alimentos con gran cantidad de sal son las pizzas o la comida congelada. Sin embargo, también está presente en el pan, el queso, la carne, los productos de pescado, los cereales de desayuno y otro tipo de preparados generados por la industria alimentaria.

Para esta investigadora, la industria necesita "normas claras sobre qué cantidad de sal debe permitirse usar y se pretende reducir la ingesta total de sal". "Una solución podría ser seguir el ejemplo de Finlandia, donde toda la comida preparada tiene que puntalizar su contenido de sal para facilitar a los consumidores la posibilidad de seleccionar los productos que contengan menos", concluyó.