Publicado 17/12/2020 18:44CET

Estas son las dos fases de infección en pacientes con neumonía COVID-19 severa

Trabajadores sanitarios protegidos atienden a un paciente en la Unidad de Cuidados Intensivos –UCI- del Hospital del Mar, en Barcelona, Catalunya (España), a 19 de noviembre de 2020.
Trabajadores sanitarios protegidos atienden a un paciente en la Unidad de Cuidados Intensivos –UCI- del Hospital del Mar, en Barcelona, Catalunya (España), a 19 de noviembre de 2020. - David Zorrakino - Europa Press

MADRID, 17 Dic. (EUROPA PRESS) -

Una nueva investigación dirigida por investigadores del Hospital General de Massachusetts (Estados Unidos) y publicada en la revista científica 'Nature Communications' proporciona información que podría ayudar a mejorar las estrategias de tratamiento para los pacientes infectados.

Para analizar el SARS-CoV-2 a nivel de tejido, los científicos examinaron el material de la autopsia de 24 pacientes que sucumbieron al COVID-19. "Utilizamos un método llamado hibridación 'in situ' de ARN para visualizar el virus real del SARS-CoV-2 en muestras de pulmón humano. Este ensayo es ahora una prueba clínica que se está usando en el MGH para entender qué tejidos pueden ser infectados por el virus", explica el coautor, David T. Ting, director clínico asociado para la innovación en el Mass General Cancer Center y profesor adjunto de medicina en la Facultad de Medicina de Harvard.

Los análisis revelaron dos fases de infección en pacientes con neumonía COVID-19 grave. La fase inicial se define por los altos niveles de virus en los pulmones que hacen que las células de los pacientes expresen los genes involucrados en la vía del interferón, una parte crítica de la respuesta inmunológica. En la fase posterior, el virus ya no está presente, pero el daño en los pulmones es demasiado grave para su recuperación.

"La respuesta del interferón al SARS-CoV-2 indica que el sistema inmunológico de las personas es capaz de atacar al SARS-CoV-2, pero la respuesta es variable entre los pacientes e incluso en diferentes partes del pulmón del mismo paciente, lo que dificulta el enfoque de la terapia de 'un medicamento para todos'", señala Ting. Además, los tratamientos dirigidos a la replicación viral, como el remdesivir, pueden ser efectivos sólo en la fase temprana de la infección.

El equipo también encontró que sorprendentemente hay muy poca replicación viral en los pulmones, lo que sugiere que el virus se está replicando mayormente en los pasajes nasales y luego cayendo en los pulmones, donde puede causar neumonía y otras complicaciones.

Será importante realizar análisis adicionales en las autopsias para comprender mejor el alcance y el momento en que se produce la infección por el SARS-CoV-2 en los pulmones y otros tejidos, lo que podría dar lugar a mejores estrategias de tratamiento para los pacientes con COVID-19.

Para leer más