El sistema nervioso es clave contra las infecciones intestinales

Publicado 10/01/2020 7:37:45CET
Intestino
Intestino - HEY PAUL STUDIOS - Archivo

   MADRID, 10 Ene. (EUROPA PRESS) -

    Científicos de las escuelas de Medicina de Yale y Harvard han descubierto que, en respuesta a los invasores bacterianos, las células nerviosas que se hallan dentro del intestino, y no las células inmunes o las células que recubren la pared intestinal, liberan citocinas que luchan contra las infecciones, según publican en la revista 'Cell'. Estos hallazgos proporcionan nuevos conocimientos sobre la respuesta del cuerpo a las infecciones bacterianas que causan intoxicaciones alimentarias y otras enfermedades.

   La coexistencia pacífica y equilibrada entre las bacterias intestinales amigables y el sistema inmune se basa en el intercambio de información altamente coordinada entre las células del sistema inmune y ciertas células que recubren el intestino, y hasta ahora, los científicos generalmente creían que estos dos tipos de células también eran fundamentales para la producción de moléculas antibacterianas que evitaban infecciones peligrosas.

   "Solíamos creer que las células del sistema inmunitario y las células de barrera intestinal se comunicaban para evitar la entrada de organismos invasores mediante la movilización de proteínas antimicrobianas --explica el coautor Richard Flavell, profesor de Inmunobiología de Sterling en Yale e investigador del Instituto Médico Howard Hughes--. Esa historia en realidad no es cierta: es el sistema nervioso el que le dice a las células qué barrera construir".

   Según esta investigación, los soldados de a pie en la guerra contra los patógenos intestinales son realmente las moléculas del sistema inmunitario interleucina-18 o IL-18, que son parte del arsenal del sistema inmune. Cuando los investigadores eliminaron la IL-18 tanto de las células inmunes como de las células que recubren las barreras intestinales, los ratones de este estudio aún pudieron defenderse de la infección intestinal por la bacteria 'Salmonella'.

   Esto los descartó como los agentes responsables de la respuesta inmune, destaca Flavell. Pero los ratones sin IL-18 producidos por las células del sistema nervioso eran más susceptibles a la infección, revelando así su papel clave en la lucha contra la infección.

   "El papel clave de las células nerviosas en la defensa contra los patógenos tiene sentido, dada la capacidad del sistema nervioso para comunicarse a largas distancias --señala Flavell--. Los hallazgos ofrecen una oportunidad para explorar nuevas formas de intervenir en infecciones a través del sistema nervioso".

Contador