Siete de cada diez consumidores de heroína presentan otro trastorno psiquiátrico aparte de su dependencia, según estudio

Actualizado 24/06/2010 20:34:24 CET

MADRID, 24 Jun. (EUROPA PRESS) -

El 70 por ciento de las personas que consumen heroína presentan otro trastorno psiquiátrico aparte de su dependencia de opiáceos y más de la mitad tienen, como mínimo, una comorbilidad infecciosa, destacando el virus de la hepatitis C y el VIH, según los resultados del estudio 'Proteus', realizado con la colaboración de MSD.

"En la actualidad existen cifras estimativas de estudios que sitúan en 100.000 las personas consumidoras de heroína u otros opiáceos en España, de los cuales entre 80.000 y 90.000 están en tratamiento" sustitutivo con metadona, ha afirmado el coordinador del Centro de Atención y Seguimiento (CAS) del paciente con adicciones del Hospital Vall d'Hebron de Barcelona, el doctor Carlos Roncero.

Según asegura este especialista, lejos de desaparecer el problema de la dependencia a la heroína y otros opiáceos, estas cifras "se mantienen estables en los últimos años". De hecho, en torno al 80 por ciento de los pacientes que padecen una comorbilidad infecciosa reciben tratamientos antirretrovirales y, entre el 30 y el 40 por ciento, presentan hasta tres comorbilidades no infecciosas como problemas intestinales, endocrinometabólicos y neumológicos, entre otros.

"Todo ello dibuja un cuadro de pacientes con una gravedad tanto médica como psiquiátrica importante y son pacientes difíciles de manejar", concluye el doctor Roncero. En este sentido, el estudio 'Proteus', que incluye 624 pacientes dependientes a heroína de 74 centros de asistencia de toda España, ofrece una "fotografía de la realidad" de estas personas, diferente a la que se tenía anteriormente, ya que --indica-- "en la actualidad, se conocen pocos datos sobre la comorbilidad psicopatológica y médica en el tratamiento de estos pacientes".

En consecuencia, añade el doctor Roncero, "con los resultados del estudio se ha detectado la necesidad de un estudio epidemiológico amplio que aporte más información importante para la práctica clínica habitual del paciente dependiente a opiáceos en España". Para ello, este experto considera necesario "valorar la gravedad de la adicción del paciente y la repercusión del tipo de tratamiento que recibe".