Seguir fumando después del diagnóstico incrementa sustancialmente el coste del tratamiento del cáncer, según estudio

Publicado 08/04/2019 17:20:28CET
Fumar, beber, cáncer
GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / LIFESTOCK - Archivo

MADRID, 8 Abr. (EUROPA PRESS) -

Seguir fumando después de un diagnóstico de cáncer incrementa sustancialmente el coste adicional en el tratamiento del tumor, según ha demostrado una nueva investigación de la Universidad Médica de Carolina del Sur (Estados Unidos) que se ha publicado en la revista 'Journal of the American Medical Association Network Open'.

El estudio establece un modelo para estimar la carga económica de fumar en el tratamiento del cáncer, una información que puede beneficiar tanto a los pacientes como a los profesionales sanitarios. Según este modelo, fumar aumenta en 3.000 millones de euros el coste de los tratamientos en Estados Unidos.

"Sabemos que continuar fumando puede conducir a malos resultados en el tratamiento de los pacientes con cáncer: aumenta el riesgo de muerte y otras enfermedades relacionadas con el tabaquismo. Esta es realmente la primera vez que se ha estimado la carga económica del tabaquismo en el tratamiento del cáncer", explica Graham Warren, autor principal del estudio.

Los autores analizaron cómo fumar disminuyó la efectividad del tratamiento del cáncer y calcularon cuánto costaría tratar la recurrencia causada por el tabaquismo. Así, muestran que continuar fumando aumenta el riesgo de fracaso del tratamiento contra el cáncer y que los costos adicionales promedio del tratamiento contra el cáncer pueden acercarse a los 9.800 euros por cada paciente. Warren puntualiza que estos cálculos son "muy probablemente conservadores".

"El estudio solo se centró en el coste del tratamiento adicional contra el cáncer, pero no incluyó el coste del tratamiento de los efectos secundarios del tabaquismo, como el aumento de la toxicidad del tratamiento contra el cáncer o el tratamiento de otras enfermedades relacionadas con el tabaquismo, como las cardiopatías, los accidentes cerebrovasculares y otras enfermedades que se sabe que son causadas por el tabaquismo continuo", comenta Warren.