¿Puede la tos crónica esconder patologías graves?

Publicado 18/08/2019 8:39:50CET
Hombre con tos crónica sentado.
Hombre con tos crónica sentado.GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / ROLLINGCAMERA - Archivo

   MADRID, 18 Ago. (EDIZIONES) -

   La tos es un sistema que permite que la garganta y las vías respiratorias estén despejadas. Sin embargo, una tos persistente, que perdura más allá de las ocho semanas, la que se denomina tos crónica, puede conllevar síntomas de alarma para alguna patología importante.

   Lo primero que hay que tener en cuenta sobre la tos crónica es que "no es una enfermedad en sí misma, es un síntoma inherente a la protección del aparato respiratorio", explica en una entrevista con Infosalus la miembro de la Sociedad Madrileña de Neumología y Cirugía Torácica (Neumomadrid), la doctora Perla Valenzuela.

   Y, en efecto, como síntoma "puede esconder patologías de gravedad variable", confirma la doctora Valenzuela. En concreto, a los médicos "nos llama la atención la hemoptisis o expulsión de sangre con la tos; disfonía o ronquera; producción de flemas abundantes con cambio de coloración y síntomas más sistémicos como la pérdida de peso, anemia, dificultad para comer o tragar (disfagia) y una radiografía de tórax con alteraciones", explica la miembro de Neumomadrid.

   La tos crónica, que puede presentarse con agujetas por el esfuerzo si tiene una intensidad importante, puede estar causada por varias afecciones. "Entre las más frecuentes y estudiadas está el tabaquismo, asma bronquial, exposición a agentes irritantes de la vía aérea, el reflujo gastroesofágico y el goteo postnasal asociado a sinusitis aguda crónica", enumera la especialista en Neumología del Hospital Virgen de la Salud (Toledo).

   Además, "hay otras infecciones agudas traqueobronquiales que pueden causar tos crónica, así como afectaciones del parénquima pulmonar tipo fibrosis pulmonar, sarcoidosis e, incluso, efectos secundarios de algunos fármacos antihipertensivos inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina", completa la experta.

   Por lo tanto, "en el primer contacto del médico con un paciente con tos crónica se deben apreciar las causas generales de tos crónica así como síntomas de alarma asociados", apunta la doctora Valenzuela, que insiste en que "la tos crónica es un síntoma y, por consiguiente, buscamos la causa o enfermedad de base que puede estar causándola".

DIAGNÓSTICO Y TRATAMIENTO

   No obstante, "el diagnóstico de tos crónica es puramente clínico. Cuando el paciente acude al especialista, una buena historia clínica y las características de cómo es la tos orientan al médico sobre la posible causa", continúa la especialista en Neumología.

   La doctora Valenzuela precisa que, únicamente en el caso de "un paciente que viene con tos de más de ocho semanas, si tiene radiografía de tórax normal, no fuma y no toma antihipertensivos inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina nos planteamos buscar otras causas con pruebas diagnósticas específicas".

   En este contexto, el tratamiento de la tos crónica será el de la patología o enfermedad que la esté causando. "Un ejemplo de esta es la tos del paciente con asma bronquial. Si tenemos un buen diagnóstico sólo nos queda poner el tratamiento, llegando a la mejoría y estabilidad del paciente", apunta la experta, que insiste en que si se tiene una tos que perdura más de ocho semanas o más de cuatro en niños, no debe demorarse la asistencia al médico/especialista para el estudio de la misma.

Contador