Nuevos hallazgos arrojan luz sobre el sistema linfático, un actor clave en la salud humana

El científico de la Fundación de Investigación Médica de Oklahoma, Satish Sriniv
OMRF
Publicado 17/10/2018 7:30:32CET

MADRID, 17 Oct. (EUROPA PRESS) -

Científicos de la Fundación de Investigación Médica de Oklahoma (OMRF, por sus siglas en inglés), en Estados Unidos, han abierto nuevos caminos para comprender cómo funciona el sistema linfático, lo que podría abrir la puerta a futuras terapias. El sistema linfático es una red de vasos y ganglios linfáticos que abarca todo el cuerpo y es fundamental para la buena salud y para que el cuerpo funcione correctamente.

Los defectos en los vasos linfáticos causan linfedema, una enfermedad caracterizada por una hinchazón dramática y dolorosa en las extremidades que a menudo conduce a infecciones. El linfedema puede ser el resultado de mutaciones congénitas, cirugía, radioterapia para el cáncer o infección, y actualmente no hay cura. Además del linfedema, los defectos en el sistema linfático se han relacionado con una amplia gama de consecuencias para la salud: cáncer, aterosclerosis, enfermedad de Alzheimer y obesidad.

Los investigadores Sathish Srinivasan y Boksik Cha, de OMRF, descubrieron previamente que una vía particular, conocida como la vía de señalización Wnt, regula el desarrollo del sistema vascular linfático humano. En una nueva investigación, publicada en la revista 'Cell Reports', revela "las tuercas y los tornillos de esta importante vía".

"Hemos identificado las moléculas de señalización que activan esta vía --afirma Srinivasan--. También hemos aprendido qué células producen las moléculas de señalización, cómo son detectadas por las células y cómo se utilizan en el desarrollo linfático".

IDENTIFICADOS GENES OBJETIVO PARA TRATAR EL LINFEDEMA

Srinivasan fue reclutado en OMRF del Hospital de Investigación para Niños St. Jude en 2013. Su laboratorio en OMRF ya ha identificado varios genes objetivo para tratar el linfedema. Srinivasan apunta que, después de un estudio adicional, esta nueva información podría ayudar a los científicos a desarrollar mejores opciones terapéuticas para el linfedema y los trastornos asociados.

"Esta vía de señalización ha resultado difícil de estudiar, porque es compleja y se sabe muy poco acerca de cómo funciona normalmente, y mucho menos cuando sale mal", afirma Srinivasan. "La señalización de Wnt se agrava y aumenta en el cáncer de mama y cáncer de colon, pero se desregula en enfermedades como el Alzheimer y el linfedema", agrega.

Srinivasan señala que las compañías farmacéuticas están interesadas en encontrar moléculas que puedan ser dirigidas para promover o inhibir la señalización Wnt, dependiendo de la enfermedad. "Nuestro objetivo es descubrir si dichos medicamentos podrían usarse para tratar a los humanos con linfedema y ver si su enfermedad se puede controlar, hacer menos grave o incluso curarse", concluye.

Contador