Nuevas células CAR-T podrían ayudar a evitar la recaída de pacientes de cáncer de la sangre

Publicado 26/09/2019 7:54:44CET
Linfoma de Hodking
Linfoma de Hodking - FLIKR/CNICHOLSONPATH - Archivo

MADRID, 26 Sep. (EUROPA PRESS) -

Un equipo de investigación ha creado células CAR-T que apuntan a un marcador de superficie específico de células B alternativo, lo que les permite matar eficazmente las células de cáncer de la sangre que carecen del objetivo prototípico para la inmunoterapia, según publican en la revista 'Science Translational Medicine'.

Las nuevas células T podrían ayudar a los médicos a evitar las recaídas que pueden ocurrir en pacientes cuyas células de linfoma pierden CD19, un importante obstáculo en la terapia estándar con células CAR-T contra las malignidades de las células B.

Las células CAR-T son una terapia muy eficaz para los cánceres de la sangre que se han vuelto resistentes a los tratamientos estándar. Sin embargo, hasta un 30 por ciento de los pacientes con tumores malignos de células B recaen en el linfoma tras el tratamiento con células CAR-T, en parte porque sus células de linfoma dejan de expresar el antígeno objetivo.

En su búsqueda de un enfoque alternativo, Hong Qin y sus colegas el Beckman Research Institute de City of Hope, en Estados Unidos, y en diversas universidades chinas diseñaron células CAR-T que se dirigen a una proteína llamada BAFF-R, cuya expresión también se limita a las células B sanas y cancerosas.

Probaron sus células CAR-T orientadas a BAFF-R en ratones con células de linfoma humanas y encontraron que el tratamiento condujo a una completa regresión tumoral y una supervivencia a largo plazo del 100 por cien en los animales.

Los autores observaron que las células CAR-T orientadas a BAFF-R podrían dirigirse de forma eficaz a las células de leucemia humana modificadas con CRISPR que carecían de CD19. Además, las células T BAFF-R-CAR también mataron las células tumorales CD19 negativas aisladas de cuatro pacientes con leucemia que recayeron después de ser tratados con un anticuerpo dirigido a CD19 y prolongaron la supervivencia en ratones en los que se habían implantado células de un quinto paciente con recaída.

Los resultados muestran que BAFF-R es un objetivo viable para los tratamientos con células CAR-T, aunque se necesitarán más experimentos para confirmar si las células tumorales podrían desarrollar resistencia al perder BAFF-R.

Contador

Para leer más