Publicado 05/01/2021 07:49CET

El mosquito tigre asiático presenta un bajo riesgo de brotes de virus Zika

Mosquito tigre asiático (Aedes albopictus) congestionado de sangre tomando su sangre en un brazo humano.
Mosquito tigre asiático (Aedes albopictus) congestionado de sangre tomando su sangre en un brazo humano. - ALBIN FONTAINE AND CÉLINE JOURDAN, 2020

MADRID, 5 Ene. (EUROPA PRESS) -

El mosquito tigre asiático no representa un riesgo importante de epidemias del virus del Zika, según un estudio publicado en la revista de acceso abierto 'PLOS Pathogens' por el científico Albin Fontaine, del Institut de Recherche Biomédicale des Armées, en Francia, y sus colegas.

El virus del Zika ha desencadenado grandes brotes en poblaciones humanas, en algunos casos causando deformidades congénitas, pérdida fetal o problemas neurológicos en adultos. Si bien el mosquito de la fiebre amarilla 'Aedes aegypti' se considera el vector principal del virus del Zika, se ha demostrado experimentalmente que el mosquito tigre asiático Aedes albopictus transmite el virus y participó en varias transmisiones del virus en Francia en 2019.

Originario del sudeste asiático, el 'Ae. aegypti' es un mordedor agresivo que ha invadido el mundo y ahora está presente en todos los continentes habitados, incluida la Europa templada, debido a su capacidad para soportar las duras condiciones invernales. Como el segundo vector más importante de patógenos virales humanos, el 'Ae. albopictus' está desplazando al 'Ae. aegypti' debido a ventajas competitivas. Pero no se sabe si el 'Ae. albopictus' podría desencadenar epidemias a gran escala del virus Zika.

Para abordar esta pregunta, los investigadores expusieron al 'Ae. albopictus' al virus del Zika y evaluó las tasas de infección en experimentos, modeló la dinámica de la infección por el virus del Zika en seres humanos individuales y utilizó simulaciones epidemiológicas. El mayor riesgo de transmisión ocurrió durante la etapa presintomática de la enfermedad.

Con esta dosis, se estimó que la probabilidad de infección por mosquitos era del 20% y se necesitaron 21 días para alcanzar las tasas medias de infección sistémica. A pesar de estas características desfavorables para la transmisión, el 'Ae. albopictus' aún pudo desencadenar grandes brotes en un entorno simulado en presencia de densidades de mosquitos y tasas de picaduras suficientemente altas.

Según los autores, deberían aplicarse programas activos de vigilancia y erradicación en los territorios ocupados por el 'Ae. albopictus' para mantener el bajo riesgo de brotes de virus Zika.

"La combinación complementaria de infección experimental dependiente de la dosis, el modelado de la dinámica de la viremia intrahumana y las simulaciones epidemiológicas in silico confirman el bajo potencial epidémico de 'Aedes albopictus' para el virus del Zika", concluyen los autores.

Contador

Para leer más