Publicado 04/02/2022 07:49

Masticar chicle sin azúcar reduce los nacimientos prematuros

Archivo - Mujeres masticando chicle.
Archivo - Mujeres masticando chicle. - WUNDERVISUALS/ ISTOCK - Archivo

MADRID, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

El uso diario de chicle sin azúcar con xilitol desde antes o al principio del embarazo redujo significativamente la cantidad de nacimientos prematuros, según un nuevo estudio multicéntrico de 10 años de duración, presentado en la reunión anual de la Sociedad de Medicina Materno-Fetal (SMFM), 'The Pregnancy Meeting'.

Se calcula que cada año nacen 15 millones de bebés prematuros o pretérmino (definidos como el parto antes de la semana 37 de embarazo), y esta cifra va en aumento, según la Organización Mundial de la Salud. Los bebés prematuros corren un mayor riesgo de sufrir graves problemas de salud.

A lo largo de las últimas décadas, múltiples estudios han demostrado la relación entre una mala salud bucodental y un mayor número de partos prematuros. Los investigadores han estudiado varias formas de mejorar la salud dental durante el embarazo, como la "limpieza dental profunda" (también llamada "raspado y cepillado"), que consiste en eliminar la placa y el sarro de los dientes y de debajo de la línea de las encías.

Sin embargo, a pesar de mejorar la periodontitis, los métodos de limpieza dental profunda no han demostrado ser eficaces en la prevención del parto prematuro. Pero ahora los investigadores han descubierto una forma fácil y barata de mejorar la salud bucodental y reducir los nacimientos prematuros.

En el nuevo estudio los investigadores desvelan los resultados que sugieren que el uso diario de chicles de xilitol a partir de la fase previa o temprana del embarazo redujo significativamente el número de nacimientos prematuros. El xilitol es un alcohol de origen natural que se encuentra en frutas y verduras y que se utiliza habitualmente como sustituto del azúcar en los chicles.

El estudio, el mayor de este tipo, se llevó a cabo a lo largo de 10 años y contó con la participación de 10.069 mujeres de Malawi, que tiene el mayor número de partos prematuros del mundo. La mayoría de los malawianos viven en zonas rurales, lo que hace especialmente difícil realizar un estudio de esta magnitud.

El ensayo aleatorio por conglomerados incluyó a participantes de ocho centros de salud de Malawi y fue aprobado por el Ministerio de Salud de ese país. Las participantes se inscribieron voluntariamente y dieron su consentimiento para participar antes de quedar embarazadas o dentro de las 20 semanas de estarlo.

Los ocho centros de salud proporcionaron mensajes de atención sanitaria que promovían el cuidado de la salud bucodental y la prevención y atención de los nacimientos prematuros, mientras que la mitad de los ocho centros fueron asignados al azar para proporcionar también chicles de xilitol a las participantes en la investigación.

En los cuatro centros de salud que sirvieron de grupo de control, 5.520 participantes recibieron educación básica sobre salud perinatal y bucodental, incluyendo cosas que podían hacer para ayudar a reducir la probabilidad de dar a luz prematuramente.

En los otros cuatro centros, las 4.549 participantes inscritas también recibieron esta misma educación sanitaria. Además, se les dio un chicle de xilitol y se les indicó que lo masticaran durante 10 minutos una vez al día, idealmente dos veces al día, durante todo el embarazo.

De las 9.670 participantes que estaban disponibles para el contacto durante los seis años de seguimiento, los resultados mostraron una reducción significativa de los nacimientos prematuros entre las que masticaban el chicle con xilitol (12,6 por ciento frente al 16,5 por ciento) y un menor número de bebés con bajo peso al nacer, los que pesaban 1,5 kilos o menos (8,9 por ciento frente al 12,9 por ciento). Los participantes también observaron una mejora en su salud bucodental.

"El uso de goma de mascar con xilitol como intervención antes de las 20 semanas de embarazo redujo los nacimientos prematuros, y específicamente los nacimientos prematuros tardíos entre las 34 y 37 semanas", dice la autora principal del estudio, Kjersti Aagaard, doctora en medicina y vicepresidenta de obstetricia y ginecología del Texas Children's y del Baylor College of Medicine de Houston, en Estados Unidos.

"Cuando analizamos según el peso al nacer, en lugar de la edad gestacional estimada al momento del parto, mostramos de manera similar una mejora significativa en el peso al nacer, con un tercio menos de bebés con bajo peso al nacer", añade.

Aagaard destaca que lo singular del estudio es que usaron un medio fácilmente disponible, barato y apetecible para reducir el riesgo de que un bebé nazca demasiado pronto o demasiado pequeño.

"La elección del chicle de xilitol para mejorar la salud bucodental tiene una base científica real, y nuestra novedosa aplicación para mejorar los resultados del parto es apasionante", destaca.

El siguiente paso, dicen los investigadores, es llevar a cabo estudios en otras partes del mundo para determinar si este descubrimiento será eficaz en entornos en los que puede haber una menor carga de nacimientos prematuros relacionados con la salud bucodental.