Publicado 03/03/2020 11:34:54 +01:00CET

Investigadores españoles realizan nuevos hallazgos que podrían contribuir a desarrollar nuevos nanomateriales

Félix Freire y Emilio Quiñoá, investigadores del CiQUS
Félix Freire y Emilio Quiñoá, investigadores del CiQUS - CIQUS

MADRID, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

Investigadores del Centro Singular de Investigación en Química Biolóxica e Materiais Moleculares (CiQUS) de la Universidade de Santiago de Compostela (USC) han conseguido sintetizar diversas 'periferias' para los polímeros helicoidales, moléculas gigantes que poseen múltiples propiedades en nanociencia.

Con un aspecto parecido a las escaleras de caracol, el descubrimiento de sus pasamanos, gracias a las modificaciones estructurales introducidas, da nuevas pistas en su conocimiento y utilidad. El objetivo final de esta línea de investigación abierta en el CiQUS hace casi una década es el desarrollo de nuevos nanomateriales que, mediante la combinación de distintas propiedades (ópticas, conductoras, magnéticas o encapsulantes) den lugar a nanocápsulas y otros nanocompuestos con múltiples funciones.

"Conocer al detalle la estructura de los polímeros helicoidales se ha revelado como una de las claves para abordar el diseño de nuevas aplicaciones basadas en la disposición tridimensional de estos, por lo que el trabajo actual resulta de gran importancia de cara al diseño de nuevos sensores y catalizadores, entre otros", explica Emilio Quiñoá, coautor del estudio e investigador principal del CiQUS.

El trabajo del CiQUS, publicado en la revista 'Angewandte Chemie', supone un salto cualitativo en el estudio estructural de los polímeros helicoidales. "Estas macromoléculas presentan como principal característica que su sentido de giro helicoidal se puede ajustar por la acción de diversos estímulos externos tales como temperatura, polaridad o iones metálicos", explica Félix Freire, también investigador principal del CiQUS.

En consecuencia, el investigador detalla que estos polímeros actúan como sensores. "Como resultado, se obtienen nanoestructuras quirales con diferentes formas y, en su interior, se pueden encapsular diversas sustancias orgánicas e inorgánicas", indica el autor.