Publicado 11/03/2022 18:01

Investigación, educación y prevención, claves en las enfermedades cardiovasculares

Archivo - Corazón.
Archivo - Corazón. - ISTOCK - Archivo

MADRID, 11 Mar. (EUROPA PRESS) -

En el marco del Día Europeo para la Prevención del Riesgo Cardiovascular, que se celebra este lunes, el director general del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC), Valentín Fuster, advierte de que las enfermedades cardiovasculares "constituyen una epidemia que solo puede solucionarse con investigación, educación y prevención".

Según el también Physician-in-Chief del Mount Sinai Medical Center de Nueva York (Estados Unidos), en los tres ámbitos hay agentes implicados que son "cruciales". "Para la investigación, es fundamental que la comunidad científica esté al día de la vanguardia de las investigaciones que se están llevando a cabo", ha apuntado.

"Solo la investigación nos guía sobre qué tenemos que prevenir. A partir de ahí, todos tenemos una responsabilidad para educar a los más pequeños y promover una vida saludable desde las primeras etapas de la vida que se mantenga después", afirma Fuster.

Así se ha pronunciado en el marco de la Conferencia 'Prevención cardiovascular poblacional: retos y oportunidades', organizada por la Fundación La Caixa, en colaboración con el CNIC y la Fundación de Investigación HM Hospitales, y que tendrá lugar este lunes.

En esta jornada divulgativa, dirigida especialmente a investigadores y médicos que quieran conocer los últimos avances en investigación, los retos en la prevención y la innovación terapéutica en este campo, diversos expertos conversarán sobre la mejor manera de controlar los factores que determinan la salud cardiovascular y cómo actuar sobre ellos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que las enfermedades cardiovasculares se cobran cerca de 18 millones de vidas cada año, siendo la primera causa de muerte a nivel mundial. Por todo ello, los expertos ponen el foco en la importancia de concienciar a la población sobre los diferentes factores de riesgo cardiovascular, como el sedentarismo, el tabaquismo, la mala alimentación, la obesidad o el estrés, entre otros.

Precisamente, la directora del Departamento de Salud Pública y Medio Ambiente de la OMS, María Neira, también estará presente en la conferencia para hablar sobre cómo las enfermedades cardiovasculares afectan a la salud pública global.

Además de conocer el riesgo que pueden implicar las enfermedades cardiovasculares y las medidas de prevención más adecuadas, la jornada generará reflexión sobre la situación y los desafíos de la investigación biomédica con aplicación clínica para asumir nuevos retos y oportunidades en su estudio.