La hepatitis C ya afecta a menos del 2% de los presos en España

Publicado 18/07/2019 13:01:17CET
Cárcel
CárcelPIXABAY - Archivo

MADRID, 18 Jul. (EUROPA PRESS) -

La incidencia de la hepatitis C en las cárceles españolas, patología que afectada a gran parte de la población reclusa, se sitúa actualmente por debajo del 2 por ciento, según han asegurado diversos expertos durante una jornada organizada por la Alianza para la Eliminación de las Hepatitis Víricas en España (AEHVE) en el Ministerio de Sanidad con motivo de la celebración, el próximo 28 de julio, del Día Mundial de la Hepatitis C.

Esta reducción de la incidencia se debe, al igual que lo ocurrido entre la población general, a la aparición de los nuevos tratamientos y, especialmente, a la puesta en marcha en 2015 de la Estrategia Nacional contra esta enfermedad que permitió la financiación de las terapias para los casos más graves y, posteriormente, para todos los afectados. Además, actualmente se está trabajando ya en la tercera fase del plan para actualizarlo y avanzar en la eliminación de la enfermedad.

Se estima que ya se han tratado a más de 130.000 pacientes, situándose la prevalencia de anticuerpos frente a la hepatitis C en población general de 20 a 80 años en el 0,85 por ciento y la infección activa en el 0,22 por ciento, con prevalencias más altas en hombres de más de 50 años y en mujeres mayores de 70.

"España está en un nivel de prevalencia bajo y es ya líder mundial en el tratamiento de la enfermedad, ya que es el país que más enfermos ha tratado con las nuevas opciones terapéuticas", ha dicho durante el encuentro el secretario general de Sanidad y Consumo, Faustino Blanco.

BÚSQUEDA DE PACIENTES NO DIAGNOSTICADOS

Estas declaraciones han sido corroboradas por la directora de Salud Pública del Ministerio de Sanidad, Pilar Aparicio, quien, tras destacar la reducción de la enfermedad en las cárceles españolas, ha recordado que se han reducido en un 40 por ciento, entre los años 2015 y 2017, las listas de espera para trasplante hepático y en más de la mitad los ingresos hospitalarios.

Ahora bien, todavía hay en España entre 50.000 y 70.000 personas con infección activa por el virus del hepatitis C que o no saben que padecen la enfermedad o todavía no han sido tratadas. Es precisamente este hecho la principal meta que tanto las autoridades sanitarias, encabezadas por el departamento que dirige María Luisa Carcedo, como los expertos en el abordaje de esta enfermedad se han marcado para lograr la eliminación en España de la hepatitis C.

"Estamos en condiciones de certificar la defunción de la hepatitis C en nuestro país y por eso pedimos a los políticos que sigan siendo sensibles a esta patología y a las demandas de los médicos para que España siga haciendo historia en el abordaje de la enfermedad", ha añadido el presidente de la Asociación Española para el Estudio del Hígado (AEEH), Raúl Andrade.

Del mismo modo se ha pronunciado el coordinador de la AEHVE, Javier García-Samaniego, quien ha insistido en que el "esfuerzo final" que hay que realizar para eliminar la hepatitis C debe estar enfocado en la búsqueda activa de los pacientes que no saben que la padecen. "Tenemos un sobresaliendo en la actuación colectiva contra la enfermedad, pero hay que promover políticas activas de búsqueda de enfermos", ha zanjado el doctor García-Samaniego.