Actualizado 31/05/2010 19:25 CET

Garoña señala que el estudio epidemiológico en entornos nucleares "corrobora" la seguridad de las plantas

MADRID, 31 May. (EUROPA PRESS) -

El titular de la planta nuclear de Santa María de Garoña (Burgos), Nuclenor, ha subrayado este lunes que el estudio epidemiológico presentado por el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) y el Instituto de Salud Carlos III "corrobora que el funcionamiento de las centrales no tiene incidencia para la salud ni para el medio ambiente, en la línea de lo que ya decían otros estudios realizados en otros países" respecto a la posible relación entre el cáncer y vivir cerca de instalaciones atómicas.

Así, en declaraciones a Europa Press, fuentes de Nuclenor han señalado que "siempre es bueno que se sepan las cosas, por responsabilidad y confianza" y porque es "necesario" tener control sobre los posibles efectos perjudiciales de las industrias y "en concreto de las nucleares" en la salud humana.

Precisamente, estas fuentes han puesto de ejemplo al sector nuclear que, en su opinión, es "un referente en materia de supervisión" porque "no existe ningún organismo como el CSN en ninguna otra industria".

Asimismo, han señalado que las conclusiones del estudio epidemiológico son "muy concluyentes" y que deberían ayudar a "crear o mejorar la confianza" de la sociedad en las instalaciones atómicas.

El citado informe señala que las instalaciones nucleares más antiguas de España son las que mayor dosis de radiación emiten. Entre estas cita precisamente a Santa María de Garoña

que tiene 40 años de actividad. En ese sentido, han manifestado que la planta está "en la línea de todas las instalaciones", con una dosis mucho menor que las radiaciones recibidas por fuentes naturales. "Eso demuestra que el estudio está bien hecho", han concluido.