Actualizado 23/09/2010 20:03 CET

Fumadores por la Tolerancia apoya la creación de habitáculos para fumadores en bares y restaurantes

Tabaco
EP

Piden que este espacio no se limite al 30 por ciento y que pueda llegar hasta la mitad de la superficie del local

MADRID, 23 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Club de Fumadores por la Tolerancia ha apoyado la propuesta realizada este jueves por la Federación Española de Hostelería (FEHR) por la que se permitiría la creación de habitáculos aislados dentro de locales para que los fumadores pudieran consumir tabaco sin salir a la calle.

Según ha explicado a Europa Press el portavoz de esta asociación, Javier Blanco, esta es una opción "aceptable" para incluirla en la reforma de la actual ley antitabaco porque "no obliga a los trabajadores de hostelería a entrar en los habitáculos y permite a todos ejercer su derecho a fumar o a no fumar".

Aunque la postura de este club es respetar la actual normativa antitabaco vigente desde 2006, "todas las partes tienen que ceder un poco --reconoce Blanco-- y la creación de habitáculos (similares a los que utilizan los aeropuertos para sus zonas de fumadores) ofrece espacios separados para todos (...) eso es mejor que irse a la calle".

No obstante, desde el Club de Fumadores por la Tolerancia han señalado que lo ideal sería que estos espacios pudieran ocupar el 50 por ciento de la superficie del local, y no sólo el 30 por ciento, como ha propuesto la FEHR este jueves en su comparecencia dentro de la Comisión de Sanidad, Política Social y Consumo del Congreso de los Diputados.

En este sentido, Blanco ha manifestado la decepción de su asociación por no haber sido convocada a comparecer, algo que, en su opinión, demuestra que los políticos "no quieren un debate abierto y transparente".

Respecto a la propuesta del Gobierno vasco de prohibir fumar en los coches donde viajen niños, el portavoz de este club ha asegurado que, medidas de este tipo, "acercan a Euskadi a países como Bután y Corea del Norte, donde el Estado toma las decisiones en nombre de sus ciudadanos".

"Un poder público --asevera-- no puede entrar en la esfera privada del ciudadano, ni siquiera con la excusa de la defensa de la defensa del menor". A este respecto, Blanco ha señalado que, tanto en el País Vasco como en el resto de España, "las soluciones para el tabaquismo deben ser siempre a medio o largo plazo, con mucha incidencia en la educación, sobre todo en menores y jovenes, no prohibiendo más, arrinconando a la gente y echándola a la calle".