Publicado 05/08/2021 14:04CET

La fiebre, principal causa de las visitas a urgencias pediátricas este verano

Archivo - Niño enfermo, termómetro. Fiebre. Pediatra.
Archivo - Niño enfermo, termómetro. Fiebre. Pediatra. - PIXABAY/VICTORIA_BORODINOVA - Archivo

MADRID, 5 Ago. (EUROPA PRESS) -

La fiebre es la principal causa de asistencia a urgencias de Pediatría este verano, en detrimento de la gastroenteritis aguda, que era la causa más común hasta la llegada de la Covid-19, tal y como ha informado la pediatra Lidia Santaló, del Servicio de Urgencias del Hospital Quirónsalud Sagrado Corazón de Sevilla.

En concreto, Santaló indica que aproximadamente el 85 por ciento de atención en urgencias es por fiebre de 3 a 5 días de evolución. La razón, según explica es "que la Covid ha desplazado a los gérmenes habituales".

La especialista aclara que "las fiebres tienen su origen en su mayoría en cuadros virales, siendo el más común la Covid-19 y el Virus Respiratorio Sincitial (VRS)". Este último se está dando "de forma extraordinaria", ya que su aparición suele producirse en los meses de octubre a febrero con la llegada del frío (la conocida bronquiolitis del lactante), y además se está produciendo en niños de hasta cuatro años.

"Esto puede ser debido a que los niños han estado protegidos durante la pandemia, con mascarillas, contactos restringidos y distanciamiento social y ahora con la vacunación de los adultos se están relajando estas medidas, dando lugar a la aparición de estos virus fuera de su época y en edades poco habituales", sugiere la experta.

En este sentido, según Santaló, el perfil del paciente respiratorio por Covid ha cambiado, ya que "ha aumentado de forma importante la infección por Covid en niños". En caso de infección por Covid, ha recordado que las medidas que se deben tomar "son las mismas que en los adultos: aislamiento, antitérmicos para la fiebre, tratamientos para paliar los síntomas e hidratación".

Como prevención, la doctora recomienda "no bajar la guardia" e intentar no estar en lugares cerrados con alta concentración de personas, aprovechar la época estival para realizar actividades al aire libre con los pequeños y, en caso de fiebre persistente o cualquier síntoma sospechoso, acudir al pediatra.

Por último, ha insistido en la importancia de cumplir con las medidas de aislamiento establecidas por las autoridades sanitarias, "10 días en caso de ser positivo en infección por Covid para el propio paciente y para sus contactos estrechos, que incluye el resto de los miembros de la familia".