Un estudio evidencia que el consumo de marihuana influye en el riesgo de que fumen esta sustancia los futuros hijos

Publicado 29/10/2019 18:57:57CET
Marihuana
Marihuana - PIXABAY - Archivo

MADRID, 29 Oct. (EUROPA PRESS) -

Un nuevo estudio realizado por el Grupo de Investigación de Desarrollo Social de la Universidad de Washington (Estados Unidos) ha puesto de manifiesto que el consumo de marihuana influye en el riesgo de que fumen esta sustancia los futuros hijos.

El trabajo, publicado en la revista 'Psychology of Addictive Behaviors', encontró cuatro patrones distintos: "no usuarios"; "limitado a los adolescentes" (confinado solo a ese período de la vida); "inicio tardío" (comenzando a fines de la adolescencia, principios de los 20); y "crónico" (continuo y frecuente).

El estudio se basa en un subconjunto de los participantes originales que se han convertido en padres, y ha relacionado el uso anterior de la marihuana por parte de los padres con el uso y las actitudes de sus hijos hacia el alcohol y la marihuana, otros problemas de comportamiento y el rendimiento escolar.

La investigación original que involucraba a los padres comenzó en la década de 1980 cuando los adultos ahora estaban en quinto grado en varias escuelas primarias de Seattle. Los investigadores han seguido a los participantes desde entonces. En 2002, cuando los participantes tenían 27 años, reclutaron a los que se habían convertido en padres y comenzaron a entrevistar a sus hijos sobre el alcohol a los 6 años y la marihuana a los 10 años. Hasta la fecha, 360 niños completaron entrevistas entre los 10 y los 20 años.

Los niños y adolescentes de usuarios crónicos tenían más probabilidades de consumir alcohol y marihuana, como habían predicho los investigadores. Pero lo que resultó más sorprendente fue el comportamiento de los niños cuyos padres habían usado principalmente durante la adolescencia: en comparación con los hijos de no usuarios, los hijos de adultos en el grupo "limitado a los adolescentes" tenían más de 2,5 veces más probabilidades de consumir marihuana y 1,8 veces más propensos a beber alcohol.

En comparación, los hijos de usuarios crónicos tenían casi 4,5 veces más probabilidades de consumir marihuana y 2.75 veces más probabilidades de tomar alcohol que los hijos de no consumidores. Asimismo, los niños en el grupo de "inicio tardío" tenían menos probabilidades de usar marihuana, al igual que los hijos de no consumidores.

Contador