Publicado 25/05/2021 17:56CET

Un estudio descubre la forma de revivir potentes células inmunitarias para la terapia del cáncer

Archivo - Descubren una conexión entre senescencia y células madre provocada por una proteína iniciadora del cáncer de mama
Archivo - Descubren una conexión entre senescencia y células madre provocada por una proteína iniciadora del cáncer de mama - CNIO - Archivo

MADRID, 25 May. (EUROPA PRESS) -

Un estudio del Ludwig Cancer Research (Estados Unidos) ha descubierto cómo revivir un subconjunto potente pero funcionalmente inerte de células inmunitarias anticancerosas que suelen encontrarse dentro de los tumores para la terapia del cáncer.

Publicado en la revista 'Nature Immunology', el estudio describe cómo un factor inmunitario conocido como interleucina-10 orquesta la reactivación funcional de los linfocitos T infiltrantes de tumores (TIL) "terminalmente agotados", que hasta ahora han demostrado ser impermeables a la estimulación de las inmunoterapias. También demuestra que el factor, cuando se aplica en combinación con terapias celulares, puede eliminar tumores en modelos de ratón de melanoma y cáncer de colon.

"Hemos descubierto, por primera vez, que las células TIL agotadas pueden rejuvenecerse directamente de modo que se restablece su potente actividad anticancerígena, y que este rejuvenecimiento se logra mediante la reprogramación metabólica de las células inducida por la interleucina-10", explica uno de los autores, Ping-Chih Ho.

Privadas de oxígeno y nutrientes vitales en el interior de los tumores, las TIL más capaces de eliminar las células cancerosas se ven empujadas a un estado de pereza obstinada conocido como agotamiento. Investigaciones recientes han identificado dos tipos distintos de TIL agotados.

Uno, conocido como TIL "progenitor agotado", puede reconocer las células cancerosas con una eficacia nominal y proliferar en respuesta al bloqueo de la inmunoterapia PD-1. Pero son sus descendientes, los TIL "terminalmente agotados", los que están mejor equipados para detectar y destruir las células cancerosas. Sin embargo, están funcionalmente discapacitados, son propensos a la autodestrucción y son totalmente incapaces de proliferar.

"Incluso el bloqueo de PD-1 no puede restaurar la función de estos TILs terminalmente agotados. De hecho, muchos pacientes no responden al bloqueo de PD-1 porque sus tumores carecen de TILs progenitores agotados y sólo tienen TILs terminalmente agotados. Por ello, los investigadores están buscando formas de revivir los linfocitos T terminalmente agotados para la terapia del cáncer", apunta Ho.

Contador

Para leer más