El ejercicio mejora la salud física y psicológica de cuidadores de personas con demencia

Actualizado 29/10/2012 14:22:25 CET
- UEX

MÉRIDA, 29 Oct. (EUROPA PRESS) -

Una tesis de la Universidad de Extremadura (UEx) ha "demostrado que la práctica de ejercicio físico" a través de un programa adaptado "mejora la salud física y psicológica" de los cuidadores de personas con demencia en el entorno domiciliario.

En concreto, el ejercicio físico logra reducir "la ansiedad y depresión y favoreciendo la condición física relacionada con la salud", ha explicado el autor de la tesis, Josué Prieto, investigador del grupo Afycab de la Universidad de Extremadura (UEx).

Una tesis dedicada a estudiar y analizar la calidad de vida y la condición física de las personas que se dedican a cuidar a pacientes con demencia, y que ha surgido, explica Prieto, "ante la necesidad de evaluar las intervenciones que realizan los cuidadores de estos enfermos" con el fin de "paliar los efectos negativos" que supone realizar ese trabajo.

Así, ha señalado que existen estudios de intervenciones basados en programas educativos, de apoyo social o terapéuticos para los cuidadores, pero que son "escasos" los estudios de intervenciones basadas en ejercicio físico, tales como la tesis que ha presentado.

"Nuestra investigación se planteó de forma diferente respecto a los anteriores en cuanto a la metodología de la intervención, centrado este en un programa de ejercicio físico realizado en el domicilio y con la presencia directa de un instructor", ha indicado.

De este modo, ha apuntado que se emplearon nueve meses para evaluar la eficacia del programa de atención domiciliaria con monitor, y para ello 54 cuidadoras se sometieron al programa con dos sesiones semanales de una hora y un monitor, para ser comparadas con un grupo de 56 mujeres no cuidadoras que no realizaban ejercicio físico.

Los resultados del estudio han desvelado que las cuidadoras, respecto a la población general, sufren un "impacto negativo en su calidad de vida", especialmente en los factores de carácter psicosocial, como la salud mental, el rol emocional y la función social.

Además, presentan un "déficit" en componentes de la condición física relacionadas con las tareas propias del cuidado, como la fuerza-resistencia de la musculatura del tronco y zona lumbar, según ha explicado la UEx en nota de prensa.

Sin embargo, el aspecto positivo reside en que poseen una "mejor condición física" que las mujeres no cuidadoras, sobre todo en lo referente a composición corporal, fuerza de brazos y piernas, equilibrio y resistencia.

El autor ha subrayado que este programa puede ser útil para la atención sociosanitaria del cuidador de pacientes con demencia, dado que ha mostrado una "gran aplicabilidad y aceptación" por parte de las cuidadoras.