Publicado 21/10/2020 10:33CET

Diseñan un inserto ocular para administrar antioxidantes en el ojo a través de la córnea y la esclera

Investigadores del CEU
Investigadores del CEU - CEU

VALÈNCIA, 21 Oct. (EUROPA PRESS) -

El grupo de investigación de la Universidad CEU Cardenal Herrera (CEU UCH) de Valencia liderado por la profesora Alicia López Castellano ha diseñado un nuevo inserto ocular para administrar antioxidantes a través de la córnea y la esclera o blanco del ojo, según han informado fuentes de esta institución académica.

Su estudio, publicado en la revista científica internacional 'Pharmaceutics', analiza las ventajas de esta forma novedosa de administración, frente a las gotas oftálmicas convencionales.

La profesora de la CEU UCH María Sebastián, miembro del equipo investigador, ha explicado que la estructura anatómica y fisiológica de los ojos constituye, en sí misma, "una barrera importante para la administración de fármacos". De hecho, la cantidad de fármaco que atraviesa la córnea o la esclera aplicando gotas, geles o cremas es "muy limitada" y es necesario desarrollar fórmulas alternativas "más eficaces".

Por eso, trabajamos desde hace varios años en el desarrollo de insertos oculares bioadhesivos, para mejorar el tratamiento de enfermedades oculares, aumentando el tiempo de permanencia del fármaco en el ojo y que sea liberado paulatinamente, penetrando mejor a través de los tejidos oculares".

Tras su trabajo sobre la administración de antibióticos a través de la córnea con este tipo de insertos, en este último estudio el equipo de la CEU UCH ha testado la administración de un antioxidante, esta vez a través de la córnea y la esclera, mediante el mismo tipo de insertos.

ANTOXIDANTES OCULARES, COMBINADOS

Según destacan los investigadores de la CEU UCH en el estudio publicado en 'Pharmaceutics', el glutatión es el antioxidante natural más abundante en los ojos y su déficit está asociado a patologías de la retina, el tejido humano que más oxígeno consume: de ahí la necesidad de estar más protegido frente al estrés oxidativo, a través de la producción de glutatión.

Con la edad, disminuye la capacidad de generar este antioxidante, lo que puede favorecer la aparición de patologías oculares como la retinopatía diabética, el glaucoma o la degeneración macular asociada a la edad. Ademas, la carencia de glutatión también se asocia a la aparición de cataratas y enfermedades degenerativas hereditarias, como la retinosis pigmentaria.

El estudio de la CEU UCH muestra que el inserto oftálmico formulado es capaz de liberar el antioxidante en el ojo. Una de las ventajas de estos insertos es que pueden ser aplicados un menor número de veces que las gotas oftálmicas, además de controlar la liberación del fármaco, proporcionando una administración "más cómoda" para el paciente.

Para diseñar el mejor inserto oftálmico, el equipo investigador ha estudiado la difusión del glutatión a través de la córnea y de la esclera utilizando como modelo animal el ojo de conejo. Además, han comprobado que el glutatión no causa irritación en la mucosa ocular y que puede conservarse preservando sus propiedades durante un mes a una temperatura de 4oC, en la oscuridad, según las mismas fuentes.

"Esperamos que en un futuro muy próximo estas nuevas fórmulas de administración mediante insertos oculares, en este caso para antioxidantes, lleguen al mercado y supongan un avance significativo en la eficacia de los tratamientos para los tejidos oculares", concluyen los autores del estudio.

Junto a las investigadoras María Sebastián, Alicia López y María Miranda, han formado también parte del equipo Adrián Alambiaga, Aracely Calatayud, Vicente Rodilla y Cristina Balaguer, todos ellos profesores investigadores de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad CEU Cardenal Herrera de Valencia.