Descubren nuevos mecanismos del sistema inmune contra el ébola

Filamentos del virus del ébola
NIAID, FLICKR
Publicado 28/08/2018 8:44:31CET

MADRID, 28 Ago. (EUROPA PRESS) -

Un estudio publicado en la revista 'PLOS Pathogens' ha revelado nuevos mecanismos del sistema inmune para protege al organismo contra las infecciones por el virus del ébola. En concreto, un equipo de investigadores estadounidense ha descubierto que dos tipos de anticuerpos humanos que se dirigen a diferentes partes del virus sincronizan sus efectos antivirales para inhibir diferentes etapas de la infección.

La epidemia sin precedentes del virus del ébola en África Occidental de 2013 a 2016 dio como resultado más de 11.000 muertes, lo que demuestra la necesidad urgente de tratamientos contra este virus y los filovirus altamente patógenos relacionados. A pesar de los intensos esfuerzos de colaboración internacional, todavía no existe una terapia aprobada contra la enfermedad por filovirus.

Los investigadores apuntan que el desarrollo de terapias efectivas basadas en anticuerpos para las infecciones por filovirus requiere "una mejor comprensión del mecanismo subyacente a su efecto protector". "Aunque el sistema inmune humano puede producir fuertes respuestas de anticuerpos contra los filovirus, los efectos en los múltiples pasos de la infección por filovirus no han sido claros", detallan.

Para abordar este vacío en el conocimiento, el investigador Philipp Ilinykh, acompañado por científicos de las universidades de Texas, Vanderbilt y el Instituto Ragon, evaluaron los mecanismos subyacentes a los efectos antivirales de un panel diverso de anticuerpos monoclonales obtenidos de varios supervivientes de infecciones por el virus del ébola.

Los anticuerpos monoclonales que se dirigían a la cubierta o la región del tallo del glucano de la glicoproteína viral interferían y se dirigían a diferentes etapas de la infección por filovirus. Por ejemplo, los anticuerpos específicos de la cubierta de glucanos inhibieron la unión viral a la superficie celular, la transmisión de célula a célula y la formación de viriones. Por el contrario, los anticuerpos específicos del tallo desencadenaron la activación de células 'asesinas' naturales y la destrucción de células infectadas por monocitos y neutrófilos.

Tomados en conjunto, los hallazgos sugieren que diferentes tipos de anticuerpos cooperan bloqueando distintos pasos de infección por filovirus. Según los autores, los cócteles de anticuerpos que combinan efectos antivirales complementarios deberían probarse en estudios futuros.

"El enfoque actual para el tratamiento de infecciones por filovirus con cócteles de anticuerpos probados en modelos animales utiliza el principio de selección de epítopos que no se superponen. Nuestro estudio sugiere que los posibles efectos sinérgicos de anticuerpos que bloquean varios pasos de la replicación viral también deben considerarse", concluyen los científicos.