Desarrollan un implante que imita la estructura ósea

Científicos rusos desarrollan un implante que imita la estructura ósea
SERGEY GNUSKOV / NUST MISIS
Publicado 20/02/2019 10:55:24CET

MADRID, 20 Feb. (EUROPA PRESS) -

Científicos de la National University of Science and Technology MISIS (Rusia) han desarrollado un implante que imita la estructura ósea y permite al hueso penetrar en el mismo, lo que posibilita que las placas de fijación puedan retirarse y el implante se comporte como un hueso de forma efectiva.

La investigación, publicada en 'Materials Letters', indica que el funcionamiento del implante es posible gracias la combinación de dos polímeros en un núcleo poroso, hecho de polietileno de peso molecular ultra alto, mientras que la cubierta, por su parte, está hecha de otro polímero, la polieteretercetona.

El polietileno de peso molecular ultra alto y la polieteretercetona son los materiales más usados para desarrollar prótesis ortopédicas. Cada uno de ellos tiene un conjunto de propiedades, y la elección del material se basa principalmente en qué tipo de defecto óseo debe eliminarse.

El polietileno se usa tradicionalmente en el reemplazo de articulaciones, y la polieteretercetona, debido a su mayor fuerza, se usa principalmente en la cirugía de columna. Además, este último es un material caro, por lo que se utiliza con menos frecuencia que el polietileno.

La investigación del MISIS aplica el conocimiento anterior sobre ambos polímeros, pero realizaron un análisis experimental de las propiedades de ambos modificados. El resultado es un material híbrido nuevo que combina las propiedades útiles de ambos polímeros.

"Hemos estado trabajando con polietileno durante un largo período de tiempo. Aparentemente, la polieteretercetona es relativamente nueva para nosotros. Debido a que estábamos tratando de imitar la estructura natural del hueso poroso en implantes hechos de polietileno, decidimos hacerlo también con el otro material. A continuación, probamos y comparamos las propiedades de compresión de los materiales", ha explicado el jefe del grupo investigador, el doctor Fedor Senatov.

Sin embargo, la alta dureza de la polieteretercetona tuvo un impacto negativo en la modificación porosa del material. Aunque demostró buenas propiedades en la prueba de compresión, se encontró que al cortar y durante la instalación del implante el cirujano debe ajustarlo debajo del borde del defecto y, además, comienza a descomponerse.

No pueden quedar trocitos en el área de implantación, por lo que los científicos decidieron intentar crear un híbrido que retuviera solo las propiedades beneficiosas de ambos polímeros. Esto es "especialmente interesante" desde el punto de vista de la imitación de la estructura del propio hueso, según la investigación, porque en el núcleo es más suave y la superficie es más dura.